El acoso a Garzón

Rubalcaba cree que la red Gürtel "ataca" a Garzón para evitar que "la ley les caiga encima"

"No hay que ser un genio para entender que Correa pretende que todas las pruebas contra él se anulen", afirma Rubalcaba sobre su admisión en la causa

El ministro del Interior, Alfredo Pérez Rubalcaba, considera que detrás de los "ataques" al juez de la Audiencia Nacional Baltasar Garzón hay un intento de los cabecillas de la red Gürtel de evitar que "la ley les caiga encima" y que algunas pruebas queden fuera del sumario.

"Hay quien, como Correa, ataca a Garzón para defenderse. No hay que ser un genio para entender que pretende que todas las pruebas contra él se anulen", ha asegurado en una entrevista en TVE, tras la decisión de este jueves de la Sala de lo Penal del Tribunal Supremo de permitir al cerebro de la trama personarse en la querella contra el juez por las escuchas de las conversaciones entre los dirigentes de la red encarcelados y sus abogados.

Más información
"Sin ese 'pen drive' no tendrían nada"
El Supremo permite al cerebro de la red Gürtel sumarse al acoso a Garzón

Respeto a los jueces

Rubalcaba ha subrayado que respeta de forma absoluta la decisión Supremo. "Es bastante evidente que al ministro, como a cualquiera, hay decisiones que le gustan más y otras menos, que comprende más y otras menos, pero respeto absoluto", ha indicado.

La decisión del tribunal permitirá a Correa unirse al acoso contra Garzón, contra quien se han admitido, al margen de ésta, dos querellas más -por la causa contra el franquismo y los cursos de Nueva York-. Pero Rubalcaba ha expresado su confianza en que la justicia "ponga en su sitio" al cabecilla de la red.

La aceptación de la personación de Correa gana relevancia ante el inminente pronunciamiento del Tribunal Superior de Justicia de Madrid sobre los recursos de los implicados en la trama contra la interceptación de sus conversaciones. El ministro ha destacado además el valor de la presunción de inocencia aunque ha añadido que sobre la culpabilidad de "alguna gente pocas dudas hay".

Archivado En

Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS