Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Rajoy advierte a Zapatero de que va a tener difícil gobernar

"Utilizaremos los medios más útiles en cada momento para cambiar las cosas"

El presidente del PP, Mariano Rajoy, ha evitado pedir elecciones anticipadas o anunciar una moción de censuras al día siguiente de su éxito en las elecciones europeas. Pero ha lanzado en el comité ejecutivo del PP un discurso para animar a los suyos a olvidar peleas internas y concentrarse en la oposición a un Gobierno con problemas. "No veo fácil que Zapatero rectifique, pero sin proyecto y sin apoyos parlamentarios no es fácil gobernar. Ellos sabrán lo que hacen", ha dicho. "Utilizaremos los medios más útiles en cada momento para cambiar las cosas".

Rajoy ha advertido a los suyos que no se precipiten: "Tenemos una gran responsabilidad. Los ciudadanos nos han pedido liderar un proyecto. Tenemos que dedicarnos a hacer realidad esa alternativa. Vamos a trabajar para que haya un cambio de política económica".

El líder del PP también animó a los suyos a preparar desde el próximo septiembre las elecciones municipales y autonómicas. Será entonces cuando se verán los candidatos, y personajes clave como Esperanza Aguirre o Alberto Ruiz Gallardón tendrán que mojarse y decir si quieren seguir en sus puestos.

Rajoy ha considerado "fracasada" la campaña del PSOE basada en el "juego sucio, en la exageración" y en el "intento de instrumentalizar los tribunales", pues "allí donde ha ocurrido", ha añadido, los populares han ganado "con más claridad" las europeas.

La victoria, según ha indicado, supone que los ciudadanos han dicho "no" al "tiempo de las palabras vanas, de la negación de la realidad y a quienes siembran discordia y buscan dividir a los españoles entre buenos y malos", ha afirmado el líder del PP.

Moción de confianza

Por otra parte, la secretaria general del PP, María Dolores de Cospedal, ha vuelto a reclamar al presidente del Gobierno, José Luis Rodríguez Zapatero, que se someta a la confianza del Parlamento tras su derrota por dos escaños en las elecciones europeas del domingo. En una entrevista en la Cadena Ser, Cospedal afirmó que todas las elecciones, incluidas las europeas, son "una suerte de plebiscito sobre el partido que está en el Gobierno", y que está claro que "en estos momentos Zapatero no tiene la confianza de los ciudadanos".

Respecto a la disposición de su grupo a llegar a acuerdos con el Ejecutivo para enfrentar la crisis económica, la secretaria general del PP ha dicho que están dispuestos a intentarlo sólo en el caso de que el Gobierno asuma sus recetas. "Si se trata de eso que dicen de arrimar el hombro a sus medidas, no", ha declarado, "porque esa dirección no es la buena".

En cambio, ha reconocido contactos con el Ejecutivo para llevar a cabo un plan de rescate financiero. Según reveló, los contactos comenzaron en la época en que Pedro Solbes desempeñaba la vicepresidenta económica y sufrieron un parón cuando Elena Salgado le relevó en el cargo. "Algo habrá que hacer entre todas las fuerzas políticas" para salvar el sistema financiero, dijo. "Estamos intentando ponernos de acuerdo en la elaboración de una hoja de ruta para saber a dónde queremos llegar".

Cospedal aludió a los buenos resultados electorales cosechados por el PP en la Comunidad Valenciana, a pesar de que su presidente, Francisco Camps, se halla imputado en la trama corrupta Gürtel. "Creo que en Valencia hay muchos votantes del PP que han sentido la agresión contra Camps y le han hecho llegar su apoyo. Queda claro que no se pueden utilizar los casos que se llevan a los tribunales para obtener réditos electorales".