Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Una papeleta a miles de kilómetros

Más de 100.000 ecuatorianos residentes en España votarán el domingo en las elecciones generales y elegirán por primera vez a seis representantes

Más de 100.000 ecuatorianos, la segunda comunidad de extranjeros más numerosa de España, se preparan para participar en la jornada electoral del domingo, donde el presidente de Ecuador, Rafael Correa, busca su reelección. Ésta será además la primera vez en que los emigrantes puedan elegir a seis representantes en la Asamblea Nacional.

Los ecuatorianos en el exterior (184.000 registrados en el censo electoral entre Europa y América) votarán por los seis representantes de los emigrantes y por legisladores de circunscripción nacional, que integrarán la Asamblea Nacional, formada por 124 escaños.

Los candidatos a la Asamblea Nacional de Ecuador por Europa coinciden en reclamar que la inmigración ha de ser considerada "una política de Estado" y en que haya "garantías" para los ciudadanos que deseen regresar a su país. Dora Aguirre, del oficilista Movimiento País, tiene 39 años y lleva 15 viviendo en España, donde trabaja en la ONG ecuatoriana Rumiñahui y en una residencia de ancianos de Madrid. Es la primera vez que se afilia a un partido y lo hace convencida de que el proyecto de Correa es una "apuesta clara por generar una transformación en el país".

Sus contrincantes no coinciden. Edgar Piñaloza, del Polo Democrático, advierte de que "en Ecuador no hay trabajo, no hay nada. Si volvemos, somos otra vez inmigrantes". La periodista Karina Guerra, de 33 años, candidata del Movimiento Popular Democrático, pide que la inmigración sea considerada una política de Estado y "reformular" el plan de retorno voluntario.

En concreto son 103.374 los ecuatorianos empadronados en los registros electorales españoles, la mayoría residentes en Madrid (36.545) y en Murcia (30.197). La nueva Constitución de Ecuador, aprobada el pasado 18 de octubre, amplía la participación de los ecuatorianos en el extranjero en la elección de seis nuevos parlamentarios, que les representarán en la Asamblea de su país.

Los seis representantes de los emigrantes en el Parlamento serán dos por Europa, Asia y Oceanía; dos por Canadá y Estados Unidos; y dos por Latinoamérica, Caribe y África.