Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra
Catástrofe aérea en Madrid

Del problema técnico a la preocupación del pasaje

Spanair defiende que no está teniedo más incidencias de lo normal desde el accidente, aunque reconoce que se tiene en cuenta la "preocupación" de los pasajeros

¿Por qué se retrasa un vuelo "indefinidamente"? Por una "decisión operativa". Y, ¿qué significa en cada caso "decisión operativa"? La compañía aérea responsable informa del motivo a AENA, organismo gestor de los aeropuertos. Pero desde el organismo gestor del aeropuerto, señalan que prefieren que la compañía sea la que haga público el motivo del retraso.

El vuelo JK5613 de Spanair con dirección a Oviedo ha sufrido un retraso que ha obligado hoy a su pasaje a coger el autobús para llegar a la ciudad asturiana. Fuentes de la aerolínea, bajo la lupa tras el trágico accidente del pasado miércoles, han evitado aclarar qué "decisión operativa" ha provocado la incidencia en este vuelo, aunque sí han reconocido que, desde la catástrofe de Barajas, estas medidas "se han acentuado por la mayor preocupación de los pasajeros".

Precisamente la sensibilidad de los pasajeros por el accidente que, hasta el momento, ha dejado 154 víctimas mortales, llevó ayer al piloto de un MD-82 de Spanair, el mismo modelo siniestrado en la T4, a aterrizar en Málaga en pleno trayecto desde Barcelona a Lanzarote, según explicaron ayer fuentes de la aerolínea a la agencia Efe. La compañía ha concretado esta mañana que un problema técnico, el fallo en el tercer generador, y la "precaución" obligaron ayer a revisar el aparato en el aeropuerto de la ciudad andaluza.

Nuevas incidencias han provocado hoy retrasos y cancelaciones de vuelos de la empresa propiedad del consorcio escandinavo SAS. Esta mañana, un avión con destino a Palma de Mallorca ha sufrido un "chequeo de seguridad" que ha retrasado su despegue una hora y media. Según ha explicado posteriormente la compañía, la demora se ha debido finalmente a que "un pasajero no se ha presentado". En este tipo de casos, las aerolíneas tienen que comprobar si existe equipaje del pasajero en el aparato y, si es así, tiene que proceder a su retirada. En total, a lo largo de las últimas horas se han cancelado seis vuelos de la Spanair que salían de Barajas con destino a Palma de Mallorca (2), Valencia, Asturias, Alicante y Jerez.

Las incidencias normales

Sin embargo, tanto fuentes del aeropuerto de Barajas como de AENA coinciden en que el nivel de retrasos o cancelaciones que está sufriendo Spanair no es mayor que el de otras compañías ni hay en modo alguno un "exceso" de incidencias desde el fatídico suceso. "Retrasos y cancelaciones en Barajas hay todos los días" ha asegurado a este periódico un portavoz de Barajas. De Spanair y del resto de compañías. Los motivos: las condiciones meteorológicas, los retrasos del pasaje, la falta de ocupación o las rotaciones decididas por la propia compañía (reubican un aparato de una ruta según conveniencia).

Spanair, en línea con Barajas y AENA, ha asegurado que el número de incidencias no son mayores que las previstas en cualquier mes de agosto, aunque, desde el accidente del miércoles, la "preocupación" de los pasajeros está más presente en el vuelo y la toma de decisiones. Junto a los retrasos de Oviedo y Palma de Mallorca, "problemas operativos" sin especificar han obligado a Spanair a hacer regresar un aparato al aeropuerto Federico García Lorca de Granada del que despegó con destino Barcelona; y "causas operativas" han llevado a la cancelar un vuelo a Valencia desde el aeropuerto de Barajas.