Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

El Gobierno de Marruecos espera que los Reyes "renuncien" a visitar Ceuta y Melilla

El viaje "influirá en las relaciones privilegiadas entre los dos países amigos", asegura el primer ministro del país magrebí

El primer ministro de Marruecos, Abás El Fassi, confía en que "se renuncie" a la visita de los Reyes a Ceuta y Melilla prevista para los próximos lunes y martes, la primera de don Juan Carlos y doña Sofía a las dos ciudades autónomas situadas en el norte de África. A través de un comunicado difundido por la agencia oficial MAP, El Fassi ha expresado su "sorpresa" por el viaje, que ha dicho haber conocido a través de la prensa española. El primer ministro marroquí ha manifestado además su "profundo lamento y rechazo" por esta iniciativa, que, asegura, "influirá en las relaciones privilegiadas existentes entre los dos países amigos".

En el comunicado oficial se señala asimismo que "el Gobierno (marroquí), en total simbiosis con el pueblo marroquí, recuerda que esas dos ciudades forman parte del territorio del Reino de Marruecos y su retorno a la madre patria se hará por medio de negociaciones directas con la vecina España, como fue el caso de Tarfaya, Sidi Ifni y el Sahara marroquí".

Horas antes, el ministro marroquí de Comunicación y portavoz del Gobierno, Khalid Naciri, manifestaba su "total rechazo y reprobación" a la visita de los Reyes. "Creemos que la amistad entre España y Marruecos, a la que estamos apegados, que se ha consolidado durante estos últimos años, no resulta fortalecida por esta iniciativa", aseguraba Naciri.

El portavoz del Ejecutivo de Rabat ha recordado que, "en lo concerniente al contencioso territorial sobre Ceuta y Melilla, que todos los componentes de la sociedad marroquí consideran históricamente marroquíes, debe ser abordado de manera inteligente, concertándose, dialogando y respetándose mutuamente". Naciri ha reiterado "el respeto que tenemos por Su Majestad el Rey de España", pero ha subrayado que "los sentimientos del pueblo marroquí deben ser tomados en consideración".

Acontecimiento histórico

Fuentes oficiales españolas anunciaron ayer que los Reyes visitarán por primera vez Ceuta y Melilla la semana próxima, lo cual supone un acontecimiento histórico ya que don Juan Carlos estuvo en ellas, acompañado por doña Sofía, cuando era príncipe heredero, pero nunca en los 32 años que lleva como jefe del Estado.

El comunicado fue hecho cuando el ministro de Asuntos Exteriores, Miguel Ángel Moratinos, regresaba de Marraquech, donde se reunió con su homólogo, Taieb Fassi-Fihri. Moratinos le informó por cortesía del viaje real y llamó a Madrid para dar luz verde al anuncio después de la entrevista.

El Gobierno del presidente José Luís Rodríguez Zapatero se ha atrevido a organizar dos visitas a las ciudades autónomas: la del propio jefe de Gobierno, a principios de 2006, y ahora la de los Reyes, que sus cuatro predecesores, José María Aznar, Felipe González y Leopoldo Calvo Sotelo no osaron emprender, por el temor a la reacción de Marruecos, que reivindica la soberanía sobre ambas ciudades.

Rabat reaccionó con moderación al viaje que Zapatero efectuó, hace casi dos años, a las ciudades autónomas. No en balde el Ejecutivo socialista es el más afín, de los que han gobernado en España desde 1975, con las tesis marroquíes sobre el Sáhara Occidental. Nabil Benabdalá, que en 2006 era el portavoz del Gobierno marroquí, declaró que la visita de Zapatero era "inoportuna". "Rabat reivindica la marroquinidad de los presidios y, como las posiciones son conocidas, sólo podemos lamentar esa visita", concluyó.