Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Dimiten cuatro miembros de la Ejecutiva del PSN tras la reelección de Miguel Sanz como presidente

Consideran que "no tiene sentido seguir en una ejecutiva sin pulso político, abatida e incapaz de ilusionar a la ciudadanía"

Cuatro miembros de la ejecutiva del PSN han anunciado este sábado que presentarán su dimisión, tras ser reelegido presidente del Gobierno de Navarra el líder de UPN, Miguel Sanz, que alcanza por cuarta vez la jefatura del Gobierno foral gracias a la abstención del grupo parlamentario socialista.

Los cuatro dirigentes del PSN son Mariano Cerezo, concejal de Tudela y secretario de Empleo en la ejecutiva socialista; Lourdes Montero, concejal del Ayuntamiento de Zizur y secretaria de Infraestructuras, Comunicación y Telecomunicaciones; la ex alcaldesa de Miranda de Arga Teresa Iradiel, secretaria de Agricultura y Ganadería en la ejecutiva; y María Luisa Osta, concejal de Buñuel y secretaria de Formación del partido.

El propio Cerezo confirmaba la decisón de los cuatro miembros de la ejecutiva que, según ha explicado, mandarán la dimisión a través de un correo electrónico a la sede del PSN en Pamplona.

"Fruto del desacuerdo"

Cerezo ha destacado que las dimisiones "son fruto del desacuerdo" con la decisión de la ejecutiva federal de "ordenar" la abstención de los parlamentarios navarros para la "cesión del Gobierno a UPN".

"A partir de ese momento entendimos que, en una ejecutiva que carece de pulso político, que está totalmente abatida y que es una Ejecutiva resignada e incapaz de ilusionar a la ciudadanía, ya no tiene sentido seguir", ha indicado Cerezo.

El concejal de Tudela ha hecho hincapié en que las dimisiones son también "una protesta ante la Ejecutiva federal por su imposición y por no permitir al PSN decidir sobre las políticas de acuerdos".

Cerezo ha querido aprovechar que el presidente Zapatero se encuentra en el parque de Doñana, "que es una reserva de animales en peligro de extinción", para decirle que "puede llevarse el socialismo navarro allí", porque éste "va a ser una especie en extinción".

Sin solución

Estas cuatro dimisiones se suman a la que ya presentó la ex secretaria general de las Juventudes Socialistas de Navarra, Irene Lapuerta, que también formaba parte de la dirección regional del partido como secretaria de Bienestar Social.

Horas antes de la investidura de Sanz, el secretario general del PSN, Carlos Chivite, volvía a descartar la posibilidad de convocar un congreso extraordinario. "No hay razones especiales que aconsejen convocar un congreso extraordinario". "Lo ocurrido ya no tiene solución", afirmó Chivite, que recordó que el PSN ha afrontado crisis "más profundas" y aseguró que tampoco quiere contribuir a "dañar más" la imagen del partido.