Selecciona Edición
Entra en EL PAÍS
Conéctate ¿No estás registrado? Crea tu cuenta Suscríbete
Selecciona Edición
Tamaño letra

Gallardón apunta que el acuerdo con el Atlético y Mahou podría cerrarse antes de agosto

El alcalde fija como base de la negociación "el beneficio" para Madrid, que ganará "en suelo, en dotaciones y en calidad de vida"

El alcalde de Madrid, Alberto Ruiz-Gallardón, ha admitido hoy que el Ayuntamiento está negociando con el Atlético de Madrid y Mahou para recalificar los terrenos del Estadio Vicente Calderón y de las instalaciones que la compañía cervecera tiene en el paseo Imperial, tal y como informa hoy este periódico. Ambas entidades han realizado una "petición formal" en este sentido, que el Ayuntamiento estudia ya "de verdad y con profundidad". Aunque no hay un plazo fijado para la firma del convenio, se prevé que no se produzca antes de "dos meses", pero un acuerdo base podría estar listo antes de finales de mes.

MÁS INFORMACIÓN

En la rueda de prensa posterior a la Junta de Gobierno, el alcalde ha declarado que representantes de Urbanismo y Vivienda, de Mahou y del club se han entrevistado para tratar este tema y que el Gobierno municipal, a través del departamento que dirige Pilar Martínez, está estudiando "con profundidad" la propuesta. Gallardón ha dicho hasta siete veces en dos minutos que la iniciativa es del Atlético y de Mahou y no del Ayuntamiento. Así, "una vez que formalmente lo han pedido", el Ayuntamiento va a iniciar el estudio de "en qué condiciones y con qué compensaciones dotacionales y de suelo" se podría llevar a cabo esta operación, que permitiría que el Atlético de Madrid se trasladara a un nuevo estadio, ya sea a La Peineta o a otro de nueva construcción.

Sobre cuál sería la opción, el alcalde no se ha pronunciado, aunque el equipo de la ribera del Manzanares ya ha mostrado su preferencia por disponer de un estadio en propiedad en los terrenos que se liberen en la Operación Campamento. Gallardón ha indicado que la disposición de su Ejecutivo a la hora de abordar la recalificación de los terrenos del Vicente Calderón y de la fábrica de Mahou es "absolutamente abierta al diálogo". Eso sí, el Ayuntamiento condiciona esta operación al "beneficio" de la ciudad, a que Madrid "gane en suelo, en espacios dotacionales, en ordenación del espacio y en definitiva en calidad de vida".

Tres propuestas y dos desestimadas

"De este diálogo saldrá una respuesta por parte del Ayuntamiento y ellos decidirán si es adecuada o no a sus intenciones", ha dicho Ruiz-Gallardón, para añadir que es "muy difícil" establecer un plazo concreto para la firma del convenio definitivo, "ya que lleva muchas horas de trabajo porque son muchos los detalles en los que hay que entrar". En todo caso, no será "antes de un par de meses".

Sin embargo, ha reconocido que un acuerdo sobre las líneas generales del proyecto, "sobre la edificabilidad y las cesiones a la ciudad de Madrid", se podría alcanzar antes, incluso antes de que acabe julio. Además, el alcalde de Madrid se ha comprometido a mantener "toda la transparencia" sobre la evolución de este proceso a través de los medios de comunicación. La operación de recalificación de los terrenos del entorno del Estadio Vicente Calderón podría incluir el soterramiento de la M-30 en este punto, único actualmente en superficie entre el Nudo Sur y la avenida del Marqués de Monistrol.

La tercera última propuesta hasta el momento del Atlético de Madrid y Mahou contempla la construcción de cinco torres, la más alta de 17 pisos, según publica hoy EL PAÍS. La primera versión del proyecto incluía dos torres de pisos de 30 plantas, otras tres de 19 y la desaparición de un instituto. La idea original era levantar 2.200 pisos, mientras que ahora se barajan unos 1.600. El Calderón tiene una superficie de 31.046 metros cuadrados y la cervecera, de 61.251.