Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

La Audiencia Nacional no autorizó a policías españoles a interrogar a presos en Guantánamo

El PP admite que la policía interrogó a presos en Guantánamo.- Rajoy asegura que son los actuales ministros de Exteriores, Interior y Defensa los que deben dar a conocer los expedientes sobre lo que pudo pasar en Cuba

La Audiencia Nacional no autorizó a policías españoles el interrogatorio a presos en Guantánamo, según informa la Cadena Ser. En la Audiencia no consta ningún dato que demuestre que se ha solicitado permiso judicial previo para poder interrogar a los preso. Fuentes de los juzgados a quienes ha correspondido la investigación de los casos de terrorismo radical islamista han explicado a la Cadena Ser que no consta en ningún sumario ninguna petición previa para poder asistir a estos interrogatorios. No existe tampoco autorización judicial para desarrollar este viaje que fue exclusivamente por cuenta de los agentes policiales.

El portavoz de Exteriores del Grupo Popular, Gustavo de Arístegui, ha asegurado hoy que la visita de policías españoles a la base de Guantánamo fue una "misión diplomática" realizada con el "conocimiento del juez" con el objetivo de ayudar a los posibles presos españoles recluidos en esa base militar de EE UU. En declaraciones en el Congreso, Arístegui ha explicado que agentes de la Policía viajaron hasta en tres ocasiones a Guantánamo en 2002, junto a funcionarios diplomáticos, para determinar la nacionalidad de varios presos que aseguraban ser españoles, misión que fue comunicada a la autoridad judicial.

Tras la vuelta de los policías de Guantánamo, el juez Garzón solicitó a éstos un informe y les tomó declaración como testigos, según consta en los sumarios que instruye el magistrado. Estas declaraciones sirvieron para poder identificar a los dos españoles retenidos en la prisión.

Por otro lado, el presidente del PP, Mariano Rajoy, ha anunciado desde Cádiz que son los actuales ministros de Exteriores, Interior y Defensa los que tienen que dar a conocer los expedientes sobre lo que pudo pasar en los interrogatorios que hicieron policías españoles en Guantánamo. "Yo no tengo ni medios ni conocimiento de lo que pasó, no sabía ni una palabra", ha indicado el presidente del PP, quien ha enfatizado que el Gobierno es el que tiene medios y conocimiento de todo lo que ha ocurrido.

Desde que el diario EL PAÍS publicó ayer que el Gobierno de José María Aznar envió a varios agentes a Guantánamo para interrogar sin orden judicial a una veintena de marroquíes recluidos en esa base estadounidense, esta es la primera versión de los hechos aportada por el partido que gobernaba entonces.

Piqué: "Los policías tendrían sus razones"

El presidente del PP de Catalunya y ex ministro de Asuntos Exteriores de José María Aznar, Josep Piqué, ha afirmado hoy que "desconocía completamente" que la policía española hubiera visitado la base estadounidense de Guantánamo en Cuba entre el 22 y el 25 de julio de 2002. Piqué cedió la cartera de Exteriores a Ana Palacio dos semanas antes de que se realizaran los interrogatorios a presos marroquíes en la base estadounidense.

El dirigente del PP ha asegurado que supone que, si esas visitas se produjeron, "habría sus razones” y que en todo caso la policía estaba “siguiendo pistas de Al Qaeda en España", en el marco de la investigación sobre terrorismo islámico que competía al Gobierno español. Piqué se ha negado así a condenar una eventual participación de la policía española en Guantánamo al "no saber en qué términos se debió producir". El dirigente popular ha aseverado que la cuestión es "extremadamente delicada", por lo que "debería disponer de más informacion para poder opinar".

En una entrevista a Rdio 4 de RNE, Piqué ha explicado que en su etapa de ministro de Asuntos Exteriores sí tuvo conocimiento de la existencia de "dos talibanes detenidos que eran de nacionalidad española", por lo que el Gobierno del PP se interesó e hizo seguimiento. Aun así, ha asegurado desconocer cómo había acabado este asunto después de que él abandonara el ministerio.

En cuanto a las opiniones de la diputada del PP de Catalunya Montserrat Nebrera, que ayer consideró que si se demuestra que la policía española hizo interrogatorios en Guantánamo en la etapa del Gobierno del PP eso debería ser condenado, Piqué ha subrayado que Nebrera "es independiente y puede expresar sus opiniones sin estar sujeta a la disciplina del grupo político" que sí tienen sus miembros.

Por otra parte, Piqué ha rechazado que el ex presidente del Gobierno José María Aznar deba pedir perdón por la guerra de Irak, una vez probado que no había armas de destrucción masiva, al considerar que no se puede "exigir que pidas perdón por una información errónea". Piqué ha destacado además que España "no participó en la guerra" de Irak sino que formó parte de una misión posterior de la ONU.