Simulador de hipoteca: calcule la cuota de su préstamo

EL PAÍS desarrolla una calculadora para la cuota hipotecaria en función de la variación del euríbor

El euríbor ha despertado de un largo letargo. Este indicador es el que determina el precio de la mayoría de hipotecas variables en España y en 2022 ha vivido la escalada más abrupta de su historia. Su variación puede poner en aprietos a muchas familias con hipotecas variables. Para medir el cambio, EL PAÍS ha desarrollado una calculadora que permite estimar el importe de las cuotas hipotecarias. La estimación se realiza con una fórmula algo simplificada que se basa en el sistema francés de amortización (el que se usa normalmente en el sistema hipotecario español) con un cálculo de cuota constante. Estas precisiones pueden hacer que el resultado obtenido difiera ligeramente de la cuota de una hipoteca real.

La herramienta contempla cuatro variables básicas de cualquier préstamo hipotecario variable. En el capital debe introducirse la cantidad de préstamo que resta por pagar. El periodo de devolución equivale a los años que queden para devolver todo el dinero al prestamista. El euríbor, como se decía, es el indicador más usado en el cálculo de las cuotas de las hipotecas variables de España. Lo más común es tomar la media mensual del euríbor a un año, que el Banco de España publica cada mes aquí, pero puede haber préstamos con otras referencias (euríbor a seis meses, por ejemplo, u otros indicadores). El diferencial es la tasa que el prestamista añade al euríbor: la suma de ambos (euríbor y diferencial) supone el interés total del préstamo. Este, en las hipotecas variables, se calcula normalmente una vez al año (habitualmente el mismo mes en que se haya firmado la hipoteca) y sirve para el pago de las 12 siguientes cuotas.

No obstante, se debe tener en cuenta que también hay contratos que establecen otra periodicidad (como dos revisiones de cuotas al año, por ejemplo) u otras variables en las hipotecas. Todos los datos necesarios para el cálculo deberían figurar en el contrato, pero si este no se entiende bien o si tras su lectura hay dudas, la recomendación es acudir a alguien que pueda despejarlas. Desde la aprobación de la ley reguladora de los contratos de créditos inmobiliarios, que entró en vigor en junio de 2019, en las firmas de nuevas hipotecas es al notario a quien corresponde aclarar las posibles dudas, y asegurarse de que el prestatario lo ha entendido.

La agenda de Cinco Días

Las citas económicas más importantes del día, con las claves y el contexto para entender su alcance.
RECÍBELO EN TU CORREO
Normas

Más información

Archivado En