gasolina

El precio de la gasolina sigue su escalada y marca máximos de siete años

Rellenar el depósito de ese combustible cuesta alrededor de 75 euros y el de gasoil, 68 euros

Una mujer pone gasolina a su vehículo en una gasolinera de Madrid esta semana.
Una mujer pone gasolina a su vehículo en una gasolinera de Madrid esta semana.A. Pérez Meca / Europa Press

El precio de la gasolina continúa subiendo semana a semana. Este jueves alcanzó niveles que no se registraban desde hace casi siete años, en octubre de 2014. Según los datos difundidos por el Boletín Petrolero de la Unión Europea, la gasolina se vende en España a una media de 1,37 euros el litro, mientras que el gasóleo lo hace a 1,23 euros, niveles de principios de 2020.

A las puertas del fin de semana, la gasolina sube casi un 0,7% y el gasóleo un 0,8% respecto a la semana pasada. Con los precios actuales, llenar un depósito medio de 55 litros con gasolina cuesta casi 75,2 euros, mientras que si lo que se reposta es gasóleo, el precio es de 67,7 euros.

Este nuevo récord no coge desprevenidos a los consumidores, que observan desde noviembre cómo el precio de los carburantes sube de manera imparable. En los últimos siete meses, el rally de los combustibles ha encarecido la gasolina un 19% y el gasoil un 21%, arrastrado por la subida del petróleo. El barril de petróleo brent, de referencia en Europa, casi ha duplicado su precio desde noviembre, pasando de los 40 dólares por barril a los 73 que marcó este jueves.

La duda ahora es si los precios han alcanzado la cumbre o aún queda margen de subida. Antonio Hernández, socio de EY de sectores regulados, opina que el futuro lo marcará la Organización de Países Exportadores de Petróleo (OPEP), que hasta ahora ha limitado la producción de crudo para elevar el precio del barril al mismo tiempo que crece la demanda mundial de petróleo por la reactivación de la economía. “Este aumento de precios podría suavizarse si se produce un aumento gradual de la oferta por parte de la OPEP+ y un aumento de la oferta de shale oil [el obtenido del fracking, sacudiendo la tierra] por los productores americanos alentados por la subida de los precios”.

Más información

Desde la consultora KPMG, Alberto Martín, socio de energía, ahonda en esa relación de oferta y demanda, que cree que no se equilibrará hasta 2022. “En ese año, la demanda debería subir otros 3 millones de barriles al día y la producción hacerlo en unos 5 millones, hasta recuperar el nivel prepandemia. Hasta entonces debemos prepararnos para un año de precios elevados de la gasolina”.

En la misma línea apunta el economista Jeroen Blokland, ex analista de Robeco, que no descarta subidas aún más pronunciadas a corto plazo: “¿Veremos el precio del petróleo cruzar el umbral de los 100 dólares en el corto plazo? Mucho depende de la oferta. La demanda es fuerte y con el estímulo fiscal centrado principalmente en la economía real, es probable que siga siéndolo en el futuro”.

Los objetivos climáticos pueden encarecer el crudo

La guerra climática es el segundo frente que impulsa al alza los precios de los carburantes. Las principales economías del planeta (el equivalente al 70% del PIB global) se han puesto como meta las cero emisiones netas de gases de efecto invernadero y multinacionales y fondos de inversión ya desvían su capital en la misma senda.

Algunos expertos advierten de que al trasladarse las inversiones a las energías limpias, la oferta de petróleo puede resentirse, empujando al alza los precios. Así lo expresan los analistas de ING en una nota titulada El petróleo se mantiene firme: “Una preocupación para el mercado petrolero es la falta de inversión que estamos viendo y las implicaciones que esto tendrá dentro de varios años”.

La Agencia Internacional de la Energía (AIE) recogió en su informe de mayo que para alcanzar el objetivo de las cero emisiones netas de carbono en 2050 es indispensable no invertir en energías fósiles. “No se necesitan nuevos yacimientos de petróleo y gas natural en la senda de cero emisiones netas, y los suministros se concentran cada vez más en un pequeño número de productores de bajo coste”, dijo la AIE.

A pesar de las fuertes subidas del combustible, ambos carburantes siguen lejos de sus máximos históricos que alcanzaron la semana del 3 de septiembre de 2012, cuando la gasolina costaba 1,52 euros y el gasóleo 1,46.

Archivado En:

Más información

Te puede interesar

EmagisterBECAS VERANO

Lo más visto en...

Top 50