Nuevo revés de la Justicia europea a la batalla de Ryanair contra las ayudas a las aerolíneas

El Tribunal de la UE considera que los rescates públicos de Finnair y SAS se ajustan a la normativa comunitaria

Un Airbus de Finnair despega del aeropuerto de Mánchester (Reino Unido).
Un Airbus de Finnair despega del aeropuerto de Mánchester (Reino Unido).Phil Noble (REUTERS)

Nuevo revés de la Justicia europea contra las pretensiones de Ryanair de frenar las ayudas estatales a las aerolíneas nacionales para paliar los efectos de la pandemia del coronavirus. El Tribunal de Justicia de la Unión Europea (TJUE) emitió este miércoles varias sentencias similares que señalan que las ayudas de Estado concedidas por Finlandia a la aerolínea Finnair y por Suecia y Dinamarca sobre Scandinavian Airlines System (SAS) son legales, rechazando así el recurso presentado por la compañía de bajo coste irlandesa. La compañía finlandesa se ha beneficiado de un nuevo préstamo de 600 millones de euros, cantidad que se suma a los 1.200 millones percibidos con anterioridad. La escandinava, por su parte, ha recibido 137 millones, lo que eleva la cifra total a 1.300.

El Tribunal de la UE ya rechazó el pasado mes de febrero el recurso de Ryanair contra otras ayudas estatales a la aerolínea sueca SAS y la moratoria de impuestos aprobada por Francia para las empresas de transporte aéreo

Todas esas ayudas son “conformes” con el Derecho de la Unión, sentencia el tribunal con sede en Luxemburgo, que señala en el caso de Finlandia que “la garantía era necesaria para poner remedio a la grave perturbación en la economía finlandesa, habida cuenta de la importancia de Finnair para dicha economía”. El contexto de fondo es la flexibilización por parte de la Comisión Europea de las ayudas de Estado durante la pandemia para que las capitales pudieran inyectar capital a empresas y sectores muy afectados por la pandemia, como es el caso de la aviación.

Más información
Las aerolíneas vuelven a ser nacionales con el dinero del contribuyente
¡Mayday, mayday! Las aerolíneas siguen en zona de turbulencias

“Podrán considerarse compatibles con el mercado interior, con sujeción a ciertos requisitos, las ayudas destinadas a poner remedio a una grave perturbación en la economía de un Estado miembro”, recuerda el tribunal en su sentencia, que Ryanair puede recurrir ante el Tribunal de Justicia de la UE, máxima instancia administrativa. La Corte europea subraya que “una ayuda individual puede ser declarada compatible con el mercado interior siempre que sea necesaria, adecuada y proporcionada para poner remedio a una grave perturbación en la economía del Estado miembro de que se trate”. Los jueces europeos sostienen que si Helsinki no hubiera actuado para rescatar a su aerolínea de referencia para evitar su insolvencia “habría tenido graves consecuencias para la economía finlandesa”.

En tiempos de normalidad prepandémica, Finnair transportaba al 67% de pasajeros desde y hacia Finlandia, además de ser el primer operador de transporte aéreo de mercancías del país y estar en el puesto 18º en aportación al PIB de ese Estado. Agrega la corte que Ryanair “no ha acreditado de qué manera el carácter exclusivo de la concesión de la garantía estatal puede disuadirla de establecerse en Finlandia o de efectuar prestaciones de servicios con origen o destino en dicho país”.

En el caso de Suecia y Dinamarca sobre SAS la Corte aplica el mismo razonamiento y rechaza los argumentos de Ryanair, aerolínea que también ha llevado a la justicia europea la autorización por la Comisión Europea al Gobierno español para financiar el rescate de Air Europa por 475 millones de euros a través del Fondo de Apoyo a la Solvencia de Empresas Estratégicas.

El TGUE establece que “las medidas de ayuda adoptadas por Suecia y Dinamarca en favor de SAS para reparar los perjuicios derivados de la anulación o de la reprogramación de vuelos como consecuencia de las restricciones de desplazamiento provocadas por la pandemia de la covid-19 son conformes con el Derecho de la Unión”. Esa compañía recibió en abril de 2020 una garantía sobre una línea de crédito renovable por un importe máximo de 1.500 millones de coronas suecas, es decir, cerca de 150 millones de euros.

Recurso de Ryanair

No obstante, Ryanair ha anunciado este miércoles en un comunicado que recurrirá los dos fallos porque cree que la aprobación por parte de la Comisión Europea de las ayudas finlandesas, danesas y suecas fueron “contrarias a los principios fundamentales del Derecho de la UE” y que estas sentencias “hacen retroceder 30 años el proceso de liberalización del transporte aéreo”.

Por ello, la compañía ha señalado que pedirá al Tribunal de Justicia de la UE que anule las subvenciones “injustas” en interés de la “competencia y de los consumidores” y ha recalcado que para que Europa “salga de esta crisis con un mercado único que funcione” las aerolíneas deben “poder competir en igualdad de condiciones”.

Sobre la firma

Ramón Muñoz

Es periodista de la sección de Economía, especializado en Telecomunicaciones y Transporte. Ha desarrollado su carrera en varios medios como Europa Press, El Mundo y ahora EL PAÍS. Es también autor del libro 'España, destino Tercer Mundo'.

Más información

Archivado En

Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS