Deuda Pública

El bono de EE UU a 10 años supera el 1% de rendimiento por primera vez desde marzo

El éxito demócrata en el Senado impulsa la rentabilidad de la deuda y debilita el dólar

Nancy Pelosi, presidenta de la Cámara de Representantes, este miércoles en Washington.
Nancy Pelosi, presidenta de la Cámara de Representantes, este miércoles en Washington.J. SCOTT APPLEWHITE / AFP

Las reñidas elecciones al Senado han marcado los últimos días de la política de Estados Unidos. Un efecto que ha llegado a los mercados y se deja sentir en el bono de deuda americano a 10 años, que este miércoles mejoró su rendimiento y superó la barrera psicológica del 1%. Unos guarismos que no lograba desde el 19 de marzo, al inicio de la pandemia de coronavirus.

El mercado descontaban desde primera hora la victoria demócrata y entienden que supone un espaldarazo para la Administración de Joe Biden y sus planes de más estímulo para la economía de EE UU. “Se espera que un Gobierno liderado por los demócratas sume más estímulo, gaste más dinero en esencia, para intentar mitigar la crisis del virus”, dijo Paul Sandhu, de BNP Paribas Asset Management en Hong Kong, a Reuters. Esta ola es la que ha impulsado al bono a 10 años tras meses bajo mínimos, especialmente en marzo, cuando los inversores buscaron otros valores refugios con el inicio de la pandemia.

Todo esto tendrá además otro efecto: un dólar más débil. De hecho, este miércoles se debilitó respecto al euro hasta cambiarse la moneda europea por 1,23 dólares, en niveles que no se alcanzaban desde abril de 2018. Por otra parte, el barril de petróleo Texas, el de referencia en Estados Unidos, también se apreció este miércoles hasta superar la barrera de los 50 dólares por barril, algo que no ocurría desde el 24 de febrero del año pasado, antes del inicio de la crisis del coronavirus.

Los movimientos del mercado respondían a la previsión de una victoria de los dos candidatos demócratas en Georgia, lo que dejaría un Senado formado por 50 republicanos y 50 demócratas. Pero este empate lo rompería la vicepresidenta electa, Kamala Harris, que ejercerá el voto decisivo en los casos de empate.

Mientras tanto, al otro lado del Atlántico, Alemania colocó este miércoles en el mercado de deuda a 10 años 4.120,7 millones de euros a un tipo de interés negativo medio del -0,52%, algo mayor aunque en línea con el de la subasta anterior (-0,57%). Según explicó el Bundesbank, los inversores ofrecieron al Estado alemán hasta 6.765 millones, por lo que la cuota de cobertura —la relación entre la oferta y la demanda— fue del 1,6.

El Tesoro alemán se reservó 879,3 millones de euros, que prevé colocar en el mercado secundario en mejores condiciones, por lo que la emisión fue por un volumen total de 5.000 millones.

Lo más visto en...

Top 50