Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

La CNMV quiere que la banca abarate las salidas a Bolsa

Sebastián Albella, presidente del supervisor del mercado, muestra su preocupaición por la escasez de estrenos y dice que es bueno tener una economía "más bursátil"

Sebastían Albella, presidente de la CNMV
Sebastían Albella, presidente de la CNMV

La Comisión Nacional del Mercado de Valores (CNMV) está “preocupada” por la escasez de salidas a Bolsa en España. El presidente del supervisor del mercado, Sebastián Albella, anunció este miércoles que están trabajando en un informe que incluirá una serie de medidas para incentivar que las empresas coticen. Entre las propuestas que contemplan figura pedir a los grandes bancos de inversión internacionales que abaraten y simplifiquen los procesos de colocación de acciones. “Es importante tener una economía más bursátil”, dijo Albella.

La sequía de estrenos es generalizada en las principales Bolsas, aunque quizás en España se haya agravado. En el mercado continuo solo hubo una nueva cara en 2019, Grenergy. La competencia del capital riesgo o los bajos tipos de interés, que permiten acceder a una financiación barata por otras vías, desincentivan que haya más ofertas públicas de venta de acciones (OPV). “Nos parece importante que una economía como la española diversifique sus fuentes de financiación y queremos analizar con las compañías posibles cambios para hacer más atractiva la Bolsa”, señaló el presidente de la CNMV durante la presentación de Plan de Actividades del organismo en 2020.

Aunque intentarán convencer a los bancos para que contribuyan a hacer más accesible la colocación de títulos en el mercado, Albella reconoció que es una tarea complicada porque las entidades “son rivales y es difícil que se coordinen”. Otra línea de actuación que contempla el supervisor es pedir que no se incorporen requisitos regulatorios exclusivos para las compañías cotizadas.

Opa sobre BME

Una de las tareas de la CNMV en 2020 tiene que ver con el posible cambio de control en las infraestructuras de mercado españolas. Albella cree que la opa del grupo suizo Six sobre Bolsas y Mercados Españoles (BME) es un “cambio histórico” para el sistema financiero español. El pasado lunes el Ministerio de Economía solicitó a la CNMV que elabore en un plazo máximo de 30 días un informe que luego usará el Gobierno para dar luz verde o no a la oferta. Cuando el supervisor reciba el visto bueno —el Ejecutivo tiene 60 días para dar su veredicto— tendrá que aprobar el folleto de la opa y empezarían a correr los plazos legales de aceptación. Una posible contraoferta —BME ha reconocido que también mantiene conversaciones con Euronext— podría presentarse hasta cinco días antes de que expire el plazo que tienen los accionistas para decidir si acuden o no a la opa. “Todo discurre con normalidad. Estamos haciendo nuestro trabajo y esperamos que el proceso de autorizaciones esté listo antes de mayo”, según Albella.

Se adhiere a los criterios de The Trust Project Más información >