Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Disney gana un 40% menos pese a una alta facturación y a un “récord” en taquilla

El beneficio de los tres trimestres fiscales cae un 2,7% y la compañía señala a la adquisición de 21st Century Fox como la principal responsable

disney stock
Una pantalla muestra el logo de Walt Disney Company, en Nueva York (EE UU). REUTERS

El conglomerado The Walt Disney Company ganó 10.000 millones de dólares (8.940 millones de euros) en los nueve primeros meses de su año fiscal 2019, un 2,68 % menos interanual, especialmente afectado por la adquisición de los estudios 21st Century Fox el pasado marzo. 

Por lo que respecta a la facturación, en estos tres trimestres terminados, entre octubre de 2018 y junio de 2019, Disney ingresó un 11,8% más, 45.121 millones de euros, frente a los 40.345 millones de euros del mismo periodo del ejercicio anterior.

En los resultados del tercer trimestre, a los que prestaban una mayor atención los analistas de Wall Street, los beneficios fueron mucho menores de los esperados por los inversores, pero la facturación se disparó.

Entre abril y junio de este año, Disney tuvo una ganancia atribuida de un 39,6% inferior a la del mismo tramo del año pasado (1.573 millones de euros), mientras que facturó un 33% más (18.100 millones de euros).

"Nuestros resultados del tercer trimestre reflejan nuestros esfuerzos para integrar efectivamente los activos de 21st Century Fox para potenciar y avanzar en nuestra transformación estratégica", afirma el presidente y consejero delegado de la compañía, Robert Iger, en un comunicado difundido por la compañía en la noche del martes. 

Los beneficios, sin embargo, contrastan con los resultados de la firma en taquilla, tal y como destacó Iger, quien felicitó a la división de cine de su compañía por alcanzar los 8.000 millones de dólares en venta de entradas en todo el mundo en el primer semestre, "un nuevo récord en el sector" que atribuyó a las películas de Marvel, Pixar y Disney. Filmes como Avengers: Endgame, Aladdin, Captana Marvel o Toy Story 4 fueron las principales impulsoras de las buenas cifras de la división de estudios cinematográficos.

Por divisiones, los mayores ingresos provinieron de las redes mediáticas (21% más), la de parques temáticos (7% más) y los estudios (33% más), con un destacado aumento procedente de la rama de contenido directo al consumidor, cuyas cifras se quintuplicaron.

Las pérdidas en concepto de "eliminaciones" también se multiplicaron por cinco, motivadas por la terminación de licencias de ABC Studios y de programas de 21st Century Fox Television, que fueron a parar a la plataforma Hulu, controlada en su 60% por Disney.

La adición de los canales FX y National Geographic impulsaron los ingresos de las redes de televisión por cable, así como el canal deportivo ESPN.

Los datos fueron peores de lo estimado por los inversores, por lo que los títulos de Disney caían un 2,52 % en las operaciones posteriores al cierre de Wall Street este martes. 

Disney quiere el trono de Netflix

Tras la presentación de los resultados, la compañía ha anunciado su plan para Disney+, su nuevo servicio de streaming que será lanzado el próximo noviembre. Su mayor apuesta es un paquete de 12,99 dólares (11,61 euros), precio similar al paquete estándar de su rival Netflix, que incluirá los contenidos familiares de Disney+, deportes en vivo de ESPN+ y las series y películas de la plataforma Hulu.

El consejero delegado, además, ha revelado que contarán con nuevas versiones de películas como Solo en casa (1990), Una noche en el museo (2006), Doce en casa (2003) o El diario de Greg (2010), que formaban parte del catálogo de 21st Century Fox. Iger no dio, por el momento, más detalles acerca de si estos remakes serán películas o series en su nueva plataforma digital.

Se adhiere a los criterios de The Trust Project Más información >

Más información