Selecciona Edición
Selecciona Edición
Tamaño letra

El Banco de España reorganiza la supervisión para coordinarse mejor con el BCE

El organismo buscará una mayor eficacia en el control del 15% del sistema financiero que sigue bajo su responsabilidad

Pablo Hernández de Cos, nuevo gobernador del Banco de España
Pablo Hernández de Cos, nuevo gobernador del Banco de España

Pablo Hernández de Cos, gobernador desde mayo pasado, ha realizado el primer gran movimiento interno en el Banco de España. La Comisión Ejecutiva del Banco de España ha aprobado la reorganización de la Dirección General de Supervisión, presentada por su directora general, Mercedes Olano. Desde 2011, el supervisor español controla directamente alrededor del 15% del sistema financiero, los bancos pequeños y las cooperativas de crédito, según fuentes del Banco de España. El resto son las 12 grandes entidades (Santander, BBVA, CaixaBank, Bankia, Banco Sabadell, Bankinter, Unicaja, Liberbank, Kutxabank, Ibercaja, Abanca y Cajamar), cuya supervisión es responsabilidad directa del Banco Central Europeo (BCE), aunque la plantilla del Banco de España trabaja en coordinación con Fráncfort.

Según el supervisor, se busca "reforzar la supervisión de las entidades menos significativas, responsabilidad directa del Banco de España y potenciar la coordinación" interna y con el Mecanismo Único de Supervisión, dependiente del BCE. También se tratará de facilitar la coordinación con "otros organismos supervisores nacionales, para lo cual se reorganizan las funciones de análisis horizontal de la Dirección General", dice la nota oficial en referencia a la Comisión Nacional del Mercado de Valores o el ICAC, organismo de control de los auditores.

Este movimiento supondrá cambios en un tercio aproximadamente de los inspectores y responsables de supervisión, con ascensos y nuevas responsabilidades en algunos casos. "Transcurridos cuatro años desde la integración del Banco de España en la estructura del Mecanismo Único de Supervisión, se considera que hay aspectos organizativos que requieren ajustes adicionales", dice la nota oficial. Detrás de este movimiento está Margarita Delgado, subgobernadora, que tiene la supervisión bajo su responsabilidad.

La Dirección General de Supervisión queda organizada en torno a dos Direcciones Generales Adjuntas, que coordinarán los cinco departamentos. Los departamentos I y II, encargados de la supervisión de las entidades significativas españolas, "asumen la supervisión de las filiales y sucursales de otras entidades significativas del Mecanismo Único de Supervisión que hasta ahora se realizaban en el Departamento III. Dicho departamento mantiene la supervisión de las entidades menos significativas y refuerza las unidades dedicadas a la realización de inspecciones in situ"

Asimismo, la nota comenta que la directora general tendrá a su cargo el Servicio de Coordinación del Mecanismo Único de Supervisión y el grupo de nueva creación de Organización y Calidad, "que agrupará las funciones relativas a la planificación y formación del personal y a la revisión de procesos de la Dirección General".

Se adhiere a los criterios de The Trust Project Más información >

Más información