Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra
Entrevista Martin Gilbert, co-consejero delegado de Standard Life Aberdeen

“Los robots no sustituirán a los gestores, pero les ayudarán a decidir”

Gilbert aspira a que la gestora de fondos alcance el billón de euros en activos con una mezcla de crecimiento orgánico y adquisiciones

Martin Gilbert posa tras la entrevista en un hotel de Madrid.
Martin Gilbert posa tras la entrevista en un hotel de Madrid.

Lo que a mí me interesa es que en su entrevista ponga que mi equipo, el Aberdeen, fue el último que derrotó en una final europea al Real Madrid”. Esa efeméride ocurrió en el lejano año de 1983 justo cuando Martin Gilbert (Malasia, 1955) fundó junto a otros socios Aberdeen Asset Management. Bajo su batuta, la gestora de fondos escocesa fue creciendo gracias a una agresiva política de adquisiciones. El último golpe de efecto llegó en el verano de 2017 cuando anunció la fusión con Standard Life. Fruto de esa unión nació un gigante financiero con activos bajo gestión valorados en 610.000 millones de libras (unos 690.000 millones de euros).

Pregunta. Los inversores empiezan a ponerse nerviosos. ¿En qué momento de mercado estamos?

Respuesta. Entramos en un mercado más complicado. La situación tiende a la normalidad después de un periodo largo caracterizado por las inyecciones de liquidez de los bancos centrales. Desde el punto de vista de la inversión volveremos a lo básico, a una estrategia basada en aspectos fundamentales. Durante los últimos cuatro o cinco años las condiciones han favorecido a los gestores que aplican estrategias pasivas [replican índices]; esta nueva fase creo que será más favorable a gestores activos como nosotros.

“El mayor reto para un inversor ahora mismo es encontrar rentabilidad”

P. Ahora mismo, ¿cuáles son los mayores retos que debe de afrontar un inversor?

R. El mayor reto es encontrar rentabilidad. La valoración de la renta variable está en niveles altos y el mercado de bonos está muy difícil. Si los tipos se mantienen bajos, será difícil lograr rentabilidad en la renta fija, y si la inflación sube, los inversores sufrirán pérdidas de capital.

P. En una cartera media, ¿recomendaría sobreponderar acciones o bonos?

R. Acciones. La clave en la renta variable es encontrar valor real, especialmente en aquellas compañías con buen dividendo, sostenible, creciente. Las empresas de sectores value [valor] están mejor valoradas que las de crecimiento, especialmente las tecnológicas.

P. Habla de la normalización de los mercados. ¿Es posible que los bancos centrales puedan retirar semejante cantidad de liquidez sin causar ningún daño?

R. No, no es posible. Nadie ha hecho antes un experimento de este calibre y tendrán que retirar la liquidez de forma muy gradual.

P. ¿Le gusta el mercado español?

“Las gestoras grandes no son un riesgo sistémico. Otro debate es si lo son algunos fondos”

R. Desde el punto de vista del negocio, es un gran mercado porque es, junto a Italia, uno de los pocos que crece en activos bajo gestión. Si hablamos como inversores, en la Bolsa española todavía hay valores que guardan valor real. Por ejemplo, el Santander crece de forma robusta, tiene presencia en Latinoamérica y su cotización está en el mismo nivel que hace dos años.

P. ¿Son inversores activistas?

R. Estamos a mitad de camino. No somos activistas, pero tampoco nos quedamos de brazos cruzados. Hablamos con los directivos de las empresas, con el presidente. Además, tenemos muy presentes a la hora de invertir los ESG [medio ambiente, gobierno corporativo e impacto social].

P. Ha manifestado en varias ocasiones que quiere superar el billón de euros en activos bajo gestión. ¿Cómo piensa lograrlo?

R. Somos la firma independiente más grande fuera de EE UU, pero todavía estamos lejos de los gigantes con tres billones en activos. Necesitamos ser más grandes y creo que llegaremos a la meta con crecimiento orgánico y mediante adquisiciones puntuales. Tenemos el balance más saneado del sector y eso nos da margen para crecer.

P. ¿Por qué en esta industria el tamaño es tan importante?

R. Las comisiones se han reducido, en parte por el crecimiento de los fondos pasivos. Además, hay mayores costes por las novedades regulatorias como Mifid II.

P. Algunos reguladores advierten de que la creación de firmas tan grandes aumenta el riesgo sistémico. ¿Qué opina?

“El tamaño en este sector es importante: las comisiones son menores y hay más gastos”

R. No hay riesgo sistémico porque los activos que tienen las gestoras, a diferencia de lo que ocurrió hace 10 años con bancos y aseguradoras, no están en su balance. Otra cuestión es si algunos de los fondos que gestiona la industria, por su tamaño, son sistémicos en sí mismos. Si un fondo tiene invertidos cientos de miles de millones en deuda emergente o bonos basura y la aversión al riesgo cambia puede haber problemas de liquidez si deciden rescatar su dinero todos a la vez.

P. ¿Cree que en el futuro solo los robots gestionarán nuestro dinero?

R. No lo creo. Ayudarán a los gestores a tomar decisiones con su capacidad para el manejo de datos. Para pequeños inversores, con patrimonios de 50.000 euros, sí tendría sentido usar roboadvisors, pero todas las investigaciones que se han hecho muestran que, en algún punto de la transacción, el cliente siempre quiere tener al otro lado a una persona con la que hablar. Probablemente, lo que ocurra es que el asesor tendrá que tener habilidades diferentes en el futuro.

P. Cuando Aberdeen y Standard Life se fusionaron optaron por un modelo bicéfalo en la cúpula. Ahora, algunos inversores piden volver al modelo de un único consejero delegado. ¿Qué piensa?

R. No creo que eso ocurra en los próximos dos años. Todavía hay mucho por hacer para completar la fusión y, cuando eso suceda, parece lógico que vayamos a una estructura más tradicional. Pero por el momento, tanto Keith [Skeoch] como yo nos estamos complementando bien. De todas formas, no es una decisión que dependa de mí, sino del consejo.

P. Como escocés, ¿qué opina del Brexit?

R. No importa mucho lo que yo piense. La gente votó y salió Brexit. Desde el punto de vista del negocio, no nos afecta mucho porque en Europa nunca vendemos fondos domiciliados en Reino Unido sino en Luxemburgo. Pase lo que pase, estamos preparados, tenemos planes de contingencia.

Se adhiere a los criterios de The Trust Project Más información >