Selecciona Edición
Entra en EL PAÍS
Conéctate ¿No estás registrado? Crea tu cuenta Suscríbete
Selecciona Edición
Tamaño letra

España apoya que Dijsselbloem siga al frente del Eurogrupo hasta enero

Los titulares de Finanzas del euro acuerdan por unanimidad que el holandés siga en el cargo pese a que dejará de ser ministro en apenas unos días

El presidente del Eurogrupo, Jeroen Dijsselbloem
El presidente del Eurogrupo, Jeroen Dijsselbloem EFE

"Uno no puede gastarse todo su dinero en alcohol y mujeres y luego pedir ayuda". El autor de esa frase, Jeroen Dijsselbloem, seguirá al frente del Eurogrupo hasta mediados de enero: hasta el final de su mandato. Los titulares de Finanzas de la eurozona han acordado hoy "por unanimidad", según el propio Dijsselbloem, que el socialdemócrata holandés siga presidiendo el Eurogrupo pese a que dejará de ser ministro en apenas dos semanas, cuando termine de formarse el nuevo Ejecutivo del liberal Mark Rutte.

Madrid criticó con saña a Dijsselbloem tras una entrevista en un diario alemán en la que pronunció esa frase, de la que solo se ha arrepentido a medias. El Ejecutivo portugués y varios grupos de la Eurocámara llegaron a pedir la dimisión del holandés. Pero al final ni España ni Portugal se han opuesto a que Dijsselbloem siga, a pesar de que, en teoría, para presidir el Eurogrupo hay que ser ministro de Finanzas. "Tendremos un nuevo Gobierno alrededor del 22 de octubre, pero he recibido el apoyo unánime de los ministros para seguir hasta mediados de enero", ha dicho ante la prensa. Su sustituto se elegirá, en principio, en el último Eurogrupo del año: el 4 de diciembre.

El ministro español Luis de Guindos compitió por ese cargo, y perdió, hace unos meses. Y ahora no tiene previsto presentarse, según ha dicho repetidamente en público. El favorito es el francés Bruno Le Maire, superministro del Gobierno de Emmanuel Macron. Le Maire, que se presentó a las elecciones como candidato del partido conservador francés, podría completar así un póquer de presidentes de centro derecha en las instituciones europeas: Jean-Claude Juncker (PPE) preside la Comisión; Donald Tusk (PPE), el Consejo, y Antonio Tajani (PPE) el Parlamento Europeo. El viraje institucional hacia la derecha se consumará si el supuestamente socialdemócrata Dijsselbloem es sustituido por Le Maire.