Selecciona Edición
Selecciona Edición
Tamaño letra

La reforma fiscal europea provocará una caída de la recaudación

La propia Comisión Europea calcula que podría rebajar los ingresos públicos en 12.000 millones en la UE, y unos 2.200 millones en España

El comisario de Fiscalidad, Pierre Moscovici.
El comisario de Fiscalidad, Pierre Moscovici. EFE

La reforma de las bases fiscales del impuesto de sociedades, diseñada para dificultar la elusión de impuestos a las multinacionales, tendrá un impacto negativo sobre las arcas públicas europeas, según un análisis preliminar de la Comisión Europea. El comisario de Asuntos Económicos, Pierre Moscovici, evitó ayer dar detalles de los efectos de la normativa. “Tendrá un impacto significativo”, se limitó a declarar ante la prensa. Pero la información facilitada por Bruselas señala que podría haber una caída notable de la recaudación: casi 12.000 millones en toda la UE, y 2.200 millones en España.

 “La reforma será favorable a las empresas”, indicó el comisario, pero nadie sospechaba que hasta el punto de socavar los ingresos públicos en el continente. Los técnicos de Bruselas aseguraron que hay que poner en cuarentena los cálculos del Centro de Investigación de la Comisión Europea: no tienen en cuenta medidas como las deducciones al I+D y otros incentivos fiscales, y solo se refieren a las multinacionales, no al resto de empresas. Pero ese análisis deja a España entre los perdedores, junto con Luxemburgo, Reino Unido y Malta, tres países que han hecho bandera de las facilidades fiscales a las empresas, en especial a las multinacionales.

El análisis es especialmente negativo si solo se tiene en cuenta el impuesto de sociedades, y no el efecto de la propuesta sobre otras figuras tributarias. España perdería en ese caso 6.500 millones anuales en el impuesto de sociedades, cuya recaudación se ha desplomado en lo que va de crisis. En el conjunto de la UE, el impacto negativo sobre Sociedades rozaría los 40.000 millones. Puede que esos números no sean más que una aproximación, pero son el único análisis de los efectos de la reforma que ha aportado la Comisión.