Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Los innovadores se vuelcan con los premios ‘Somos Empresa’

La segunda edición de los galardones para emprendedores ha recibido 382 candidaturas

Las pymes son un 99,9% de las empresas españolas.
Las pymes son un 99,9% de las empresas españolas.

El pasado año fueron 232 emprendedores los que decidieron contar su historia a través de una candidatura a los premios Somos Empresa, —organizados por el Banco Popular en colaboración con EL PAÍS y la Cadena SER—. Esta segunda edición, que cerró inscripciones el pasado 12 de septiembre después de casi cinco meses, ha contado con 382, de las que 194 han sido en la categoría de Somos Innovadores.

Estos premios reconocen la capacidad de inspirar, crear valor y generar oportunidades de las pequeñas y medianas empresas, que para la entidad es uno de los agentes fundamentales para generar riqueza y prosperidad en la sociedad: “Son la base del crecimiento del empleo en España y constituyen la esencia de nuestro tejido productivo”. Tanto que, según el último informe de la Subdirección General de Apoyo a la pyme, representan el 99,9% de las compañías que hay en España. Y de ellas, el 95,8% de ellos tienen entre 0 y 9 empleados. “Actualmente, en un momento de recuperación y afianzamiento de nuestra economía, es vital transmitir confianza a los emprendedores, animarles en la consecución de sus proyectos y acompañarles desde el principio en hacer viables sus iniciativas”, aseguran desde el Popular.

En esa filosofía se enmarcan los premios, que como el año pasado, ofrece seis categorías a los emprendedores. Somos innovadores se ha llevado el 50% de las candidaturas, a la de Somos internacionales se han presentado 122, Somos conciliadores tuvo 34, Somos sostenibles, 71, Somos futuro contó con 26 y Somos inspiradores cerró el plazo con 94. Todos cumplían los mismos requisitos, imprescindibles también en esta segunda convocatoria que permite presentarse a tres categorías como máximo: tener menos de 250 trabajadores y un volumen de negocio anual inferior a 50 millones de euros, su sede social principal tiene que estar en España y no puede estar participada de forma mayoritaria por una gran empresa.

En la edición de 2015, tuvo premio el esfuerzo de empresas como Quinton, con 80 medidas de conciliación, o Feyce, fabricante de miel que ya compite en Estados Unidos con la producción californiana. Este año, aunque aún no se conocen los finalistas, ya hay una preselección de 48 empresas y después el Popular elegirá a los 19 mejores, que tendrán la oportunidad de hacer más viable su sueño.

Desde la entidad aseguran que el denominador común de las quejas que escuchan son las trabas a la hora de llevar a la práctica sus proyectos: “Los emprendedores reclaman más facilidades, para que constituir una empresa no sea un proceso complicado repleto de barreras”. Y a las entidades financieras solicitan agilidad en la resolución de sus propuestas y personas especializadas que les apoyen y asesoren. “Precisamente, aquello que constituye el ADN de Popular”, apuntan. Y también de estos premios.