Selecciona Edición
Selecciona Edición
Tamaño letra

El Tesoro cobra a los inversores por colocar 2.236 millones de deuda

La demanda ha superado los 8.000 millones de euros, casi cuatro veces lo emitido

Los agentes de Ahorro Corporación, grupo de servicios financieros encargado de la subasta de bonos y letras del Tesoro Público.
Los agentes de Ahorro Corporación, grupo de servicios financieros encargado de la subasta de bonos y letras del Tesoro Público. EFE

El Tesoro Público ha cobrado a los inversores por colocar 2.236 millones de euros en una emisión de letras a 3 y 9 meses. El organismo ha ofrecido intereses negativos a los inversores por adquirir deuda española, y se ha quedado en la parte baja del rango, ya que esperaba captar entre 2.000 y 3.000 millones. La demanda ha sido alta y ha superado los 8.000 millones, casi cuatro veces lo emitido.

La mayor diferencia entre lo emitido y lo demandado por los inversores se ha producido en las letras a tres meses, de la que el Tesoro ha vendido 285 millones frente a las peticiones de 2.445 millones, 8,6 veces lo indicado y muy por encima de las tres veces de la anterior subasta. Los intereses de este papel han vuelto a ser negativos, aunque han repuntado ligeramente respecto al mes de septiembre: el tipo medio ha pasado del -0,111% al -0,081% y el marginal del -0,105% al -0,080%.

La mayor recaudación se ha producido en las letras a 9 meses, donde el Tesoro ha obtenido 1.951 millones frente a una demanda de 5.600 millones, 2,9 veces lo emitido, algo menos que en la anterior ocasión, que fue cuatro veces superior. En este caso, los intereses también han sido negativos, con un tipo medio del -0,006%, frente al 0,031% del mes pasado y un marginal del -0,005% frente al 0,034% de septiembre. Es la primera vez que el interés marginal de este papel se sitúa en negativo desde que empezó a emitirse en 2013.

En agosto del pasado año el Tesoro introdujo modificaciones normativas para proteger al pequeño inversor frente a la posibilidad de que los valores a más corto plazo llegaran a tipos de interés por debajo de cero en subasta. Con la nueva medida, las peticiones de letras en modalidad de suscripción no competitiva (el comprador dice la cantidad que quiere adquirir pero no la rentabilidad mínima que espera) se declaran automáticamente como no presentadas si el tipo medio es negativo.

Recauda casi 15.000 millones en octubre

Con la subasta de hoy, el Tesoro cierra las emisiones de octubre, un mes en el que ha colocado 14.399 millones en el mercado. En noviembre el organismo volverá a celebrar cuatro subastas, dos de letras y dos de bonos y obligaciones. El ministro de Economía y Competitividad, Luis de Guindos, avanzó el pasado jueves que el Gobierno reducirá la emisión neta del Tesoro a 48.000 millones, frente a los 55.000 que se plantearon inicialmente y los 51.000 millones que estimó hace unos meses gracias a la mejora económica.

El Tesoro ha captado este año 126.100 millones de euros, un 90,7% de la nueva previsión de emisión a medio y largo plazo (139.000 millones de euros). El coste medio de esta deuda del Estado se situó en el 0,88% a cierre de septiembre de 2015 frente al 1,52% de diciembre de 2014.

Los tipos negativos aparecieron por primera vez en emisiones de deuda a corto plazo de Alemania o Francia en 2012, en un momento en que los títulos de los países periféricos europeos, como Grecia, Irlanda, Portugal o España se desplomaban. La primera vez que España cobró por emitir deuda a corto plazo fue en abril de este año.

Más información