Selecciona Edición
Selecciona Edición
Tamaño letra

Abengoa afronta una oleada de demandas en Estados Unidos

Un pleito acusa a la compañía de ocultar su situación financiera mientras las acciones caen a su mínimo

Acto de estreno de Abengoa en el mercado estadounidense Nasdaq, en 2013.
Acto de estreno de Abengoa en el mercado estadounidense Nasdaq, en 2013.

Las acciones de Abengoa han caído este martes un 8,60% en Bolsa, hasta 0,85 euros por título y, por primera vez durante la actual crisis de confianza, cayeron por debajo del mínimo de 0,90 euros marcado el 14 de noviembre pasado, cuando surgieron las dudas sobre su nivel real de deuda. La empresa ha perdido más del 60% de su valor en solo tres semanas, desde que resurgieron las dudas sobre su situación financiera y anunció que ampliaba capital. El nuevo descenso se produce mientras se espera que la compañía concrete sus planes de venta de activos y de ampliación de capital y en paralelo a una avalancha de anuncios de demandas en Estados Unidos.

Los bonos de Abengoa también se han desplomado en el mercado. Los títulos de la emisión de bonos de 500 millones con vencimiento en marzo de 2021 han llegado a cotizar a menos de la mitad de su valor nominal. El interés máximo que han llegado a exigir los inversores por estos títulos ha sido del 24%. El precio de los seguros frente a un posible impago también se ha disparado.

Diversas firmas de abogados especializadas en demandas colectivas han iniciado acciones contra Abengoa y sus directivos. La última firma en anunciar que se lanza a buscar demandantes para una demanda colectiva ha sido la neoyorquina Gainey McKenna & Egleston. Se suma a las firmas Bronstein, Gewirtz & Grossman; The Rosen Law Firm; Bronstein, Gewirtz & Grossman, entre otras.

Un pequeño accionista

Todas ellas hacen referencia a una acción legal ya presentada por Michael Francisco, en su propio nombre y en el de otros en similar situación, un accionista con 700 títulos (certificados de depósito o ADS) de Abengoa, en los que había invertido 10.702 dólares (unos 9.700 euros al cambio actual) desde abril pasado. Dicho inversor actúa de la mano de la firma Levi & Korsinsky, que busca otros potenciales demandantes.

La demanda se dirige contra Abengoa; su actual consejero delegado, Santiago Seage; el anterior, Manuel Sánchez Ortega, y contra los responsables de relaciones con los inversores Ignacio García Alvear y Bárbara Zubiria. Les acusa de engañar al mercado sobre la verdadera situación financiera de Abengoa desde noviembre pasado. La compañía sostiene que ha cumplido con toda la normativa.

Más información