Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Los controladores aéreos desconvocan la huelga prevista para agosto

La Unión Sindical de Controladores Aéreos dice que no quiere perjudicar a los usuarios

Imagen de la torre de control del aeropuerto de Madrid-Barajas.
Imagen de la torre de control del aeropuerto de Madrid-Barajas. EFE

La Unión Sindical de Controladores Aéreos (USCA) ha suspendido temporalmente los paros durante el mes de agosto para no perjudicar a los usuarios en sus vacaciones, según informó este lunes el sindicato en un comunicado. La decisión podría ser solo un aplazamiento, dado que la USCA decidirá en septiembre si reanuda las protestas ante la "nula voluntad de diálogo" que perciben desde Enaire, la empresa pública que gestiona la navegación aérea.

El sindicato convocó cuatro jornadas de paros parciales en junio —los días 8, 10, 12 y 14— y otras cuatro en julio —los días 11, 12, 25 y 26— para pedir el archivo de las sanciones impuestas a 61 controladores de Barcelona por el cierre del espacio aéreo en 2010 y la readmisión de un profesional despedido en Santiago por su actuación durante dicho cierre.

La USCA subrayó, en un comunicado, que ha decidido suspender las protestas en agosto a pesar de que Enaire "ha demostrado su falta de voluntad para llegar a un acuerdo negociado, su falta de responsabilidad para resolver el conflicto y su desinterés por los perjuicios que los paros puedan causar en los usuarios del transporte aéreo".

Según la agrupación de controladores, a diferencia de lo que sostienen Enaire y Fomento, no es cierto que el diálogo se mantenga abierto, y la última reunión se celebró el 23 de julio "por petición expresa del sindicato ante el silencio de la empresa". Pese a ello, la USCA ha decidido "suspender temporalmente la acción sindical para evitar molestias a los pasajeros en plena temporada estival" y por la importancia del tráfico aéreo para el turismo.

El sindicato también ha impugnado los servicios mínimos fijados por el Ministerio de Fomento —del 70 % en los paros de junio y del 80 % en los de julio— que en su opinión, "han vulnerado el derecho fundamental a la huelga". Según afirman, eran "abusivos" y se distribuyeron de tal forma que solo se respetó el derecho a la huelga de los controladores que no desarrollaban tareas directamente operativas.

Más información