Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

AT&T paga 2.000 millones por la operadora móvil mexicana Iusacell

Telefónica había mostrado interés por la firma para consolidar su posición en México

Punto de venta de Iusacell en México DF
Punto de venta de Iusacell en México DF REUTERS

AT&T se ha hecho finalmente con la tercera operadora de telefonía móvil de México, Iusacell, por la que Telefónica reconoció en julio haber entablado negociaciones. La compra, según detalló en un comunicado la firma estadounidense, supondrá la asunción de la deuda de Iusacell y el pago de unos 2.000 millones de euros (2.500 millones de dólares) al Grupo Salinas, una vez que éste culmine la adquisición, ya acordada, del 50% que no posee de la firma, todavía en manos de Televisa.

Con la operación, AT&T pasará a tener 8,6 millones de clientes en México, donde el Gobierno de Peña Nieto ha puesto en marcha una amplia reforma para liberalizar el sector, hasta ahora dominado por América Móvil. La firma de Carlos Slim tiene un 70% del mercado, cuota que ahora debe reducir al 50%. Telefónica, con el 22%, es la segunda operadora móvil en el país.

"Nuestra adquisición de Iusacell es la consecuencia directa de las reformas puestas en marcha por el presidente Peña Nieto para fomentar una mayor competencia y una mayor inversión en México", aseguró el consejero delegado de AT&T, Randall Stephenson, en el comunicado. "Estas reformas, junto con las buenas perspectivas económicas del país, el crecimiento de la población y de la clase media hacen de México un lugar atractivo para invertir", añadió en el comunicado.

AT&T continúa así su expansión en México, tras haber adquirido DirecTV, que ofrece servicios de televisión por satélite en toda América Latina, por 39.000 millones. AT&T aseguró que planea expandir la red inhalámbrica de Iusacell más allá del 70% de la población de México que alcanza actualmente.