Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Banca March prestó cinco millones a Gowex cinco días antes del desplome

La entidad dice que dio el crédito porque el balance era "aparentemente muy saneado"

La empresa de servicio de wifi de Jenaro García utilizó sus balances falsos para engañar a la banca hasta el último minuto. La mallorquina Banca March estudió desde principio de junio con detalle los números de la empresa, y decidió concederle los cinco millones solicitados el 25 de ese mes.

Banca March es una de las entidades con menos morosidad del sistema: el 5,2% frente al 13,5% de media del sector financiero español. En 2013 ganó 58 millones.

La sorpresa fue mayúscula en el departamento de riesgos de la entidad el martes 1 de julio cuando se destapó el informe de Gotham y Gowex cayó en picado en Bolsa. Banca March no tuvo tanta suerte como Bankinter, que pospuso un día la firma del crédito por un asunto burocrático y cuando estaban retomando las negociaciones, el 1 de julio, llegó el desplome bursátil y pospusieron para siempre la concesión de otros cinco millones.

Fuentes de la entidad mallorquina admiten que nunca pudieron imaginar que los balances de tantos años pudieran estar falseados.

“El crédito se dio contra el balance de la empresa, que era aparentemente muy saneado. Incluso su capitalización en Bolsa superó los 1.400 millones de euros”, admiten.

Gowex y García no solo engañaron a Banca March. Otras entidades, entre las que están las más importantes del sector, han prestado 36,5 millones a la compañía. Las tres que más han dejado a la empresa son Santander, Bankinter y Deutsche son las más afectadas con créditos de 10, 5,2 y 3,5 millones respectivamente. A partir de ahora, según fuentes de diferentes entidades consultados, llega el momento de buscar responsables por un lado (están convencidos de que son más además del expresidente Jenaro García), y reformular las cuentas por otro.

“Estamos buscando técnicos en telecomunicaciones que puedan realizar un plan de negocio realista de Gowex para conocer su viabilidad y valor real en el mercado actual”, apuntan en una gran entidad. Otros admiten en privado que ya realizaron estudios previos y estaban convencidos del posible éxito de Gowex, “el problema es saber cuánto se han hinchado las cifras”.

Algunos ejecutivos recuerdan que los ejecutivos de la empresa también alardeaban de la bondad y autenticidad de sus cifras no solo porque cotizaran en Mercado Alternativo Bursátil (MAB) de Madrid, sino porque estaban en la Bolsa de París.

“Explicaban que fueron la primera empresa española admitida en el NYSE Alternext de París, controlada por la Bolsa de Nueva York. Incluso que desde febrero de 2013 la compañía también cotizó en Estados Unidos a través de un programa de ADR”, apuntan estas fuentes.

Con estas armas, Gowex logró multiplicar por doce su endeudamiento sin que los bancos pensaron que asumían excesivos riesgos. En junio de 2010, la empresa de wifi tenía una deuda total de 2,86 millones, mientras que en mayo pasado estaba en 36,2 millones. Incluso, mientras pedía créditos, en sus balances ponía que tenía 50 millones en caja. Demasiados engaños durante demasiado tiempo.