Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra
Especial Ahorro Inteligente

Propósitos de Año Nuevo a bajo coste

Los cursos masivos online son una de las alternativas más económicas en la oferta educativa

La agenda Kakebo es una herramienta útil para controlar el presupuesto mensual

El método Kakebo nació en Japón y se ha extendido progresivamente. Ampliar foto
El método Kakebo nació en Japón y se ha extendido progresivamente.

Año nuevo, vida nueva, reza el refrán. Cada 31 de diciembre una gran mayoría hace repaso del año que expira y piensa en qué objetivos se marcó, cuáles de ellos ha cumplido y cuáles no. Y en muchos caso el factor dinero es un elemento muy a tener en cuenta para llevarlos a cabo. Completar la formación académica, controlar los gastos, hacer más deporte, coger menos el coche, comprar en el súper más barato o comer sano son algunas de las promesas que irremediablemente se hacen y que son posibles hacer sin que supongan un gran desembolso económico.

Completar la formación académica

Estudiar es uno de los propósitos de Año Nuevo más repetido. Los cursos masivos online abiertos (MOOC, en sus siglas en inglés) se configuran como una de las alternativas más económicas dentro de la oferta educativa. Desde que en 2008 naciera una comunidad en Estados Unidos relacionada a este concepto de cursos sin límites de alumnos y gratis a través de la Red, muchas universidades prestigiosas como Harvard y Stanford se unieron a esta tendencia. El diario The New York Times definió el 2012 como el año de los Moocs. Además de la plataforma MiriadaX, impulsada por Telefónica y Universia, que integra a más de 266.000 usuarios de 28 universidades y que acaba de cumplir su primer aniversario, Mooc.es recopila cursos de más de 150 universidades repartidas por más de 20 países diferentes en 6 idiomas distintos. “Queríamos ser una opción innovadora en la educación superior, que en nuestra opinión está llamada a revolucionar el concepto educativo de las universidades en varios aspectos, pero sobre todo, en hacer universal y gratuito el acceso al conocimiento de la mano de los mejores expertos mundiales en cada disciplina. No hay que olvidar que los profesores de las mejores universidades del mundo son, a su vez, los mayores exponentes del saber científico”, explica Pablo Martín, CEO de esta plataforma. Desde estos cursos y con el apoyo de académicos de cada sector, desde Historia, Matemáticas o Nuevas Tecnologías, se pueden complementar los títulos universitarios de manera gratuita. “Hay algunas universidades que ya ofrecen la opción de obtener créditos a cambio de pagar unas tasas de emisión del certificado. Pero la esencia de estos cursos y lo que se persigue no es tener títulos sino adquirir competencias y conectar con conocimiento que luego podamos usar”, apunta Martín.

Controlar el presupuesto mensual

Este año ahorro más. Ese mantra que se repite a principios de año algunos lo combaten con un Excel de contabilidad o con aplicaciones móviles que ayudan a gestionar las cuentas bancarias y calculan gastos e ingresos. Si estos métodos no han sido útiles hasta ahora, también están los consejos del cerdito del ahorro y el lobo del gasto. Estos dos personajes son los protagonistas Kakebo (Blackie Books, 2013), el libro de cuentas para el ahorro doméstico que sigue un método japonés muy extendido. “Tiene más de un siglo de vida en Japón: se dice que fue Tomoko Hani —la primera mujer periodista de Japón— la que lo creo y difundió a principios del siglo XX y desde entonces se ha convertido en algo cotidiano para millones de japoneses. Eso ya es un aval”, explica Raúl Serrano, responsable de la publicación.

El método es sencillo. A mitad de camino entre una agenda y una libreta de cuentas, en Kakebo se puede ir apuntando el gasto diario, en áreas como supervivencia, ocio, entre otras. Siempre se ha de marcar un objetivo de ahorro cada mes y repasar en qué aspectos se ha gastado más durante la semana. “Es fundamental tener conocimiento de cuál es nuestra rutina de consumo para poder identificar y finalmente cambiar aquellos hábitos negativos por otros mejores. A partir de ahí, cada uno establece sus objetivos y promesas y puede ir reflexionando día a día sobre los resultados e ir mejorando su rutina poco a poco”, asegura Serrano. El libro de cuentas doméstico venido de oriente está pensando para todo tipo de público, desde parejas, familias, jubilados y solteros. Desde que se publicara a principios de octubre ya va por su tercera edición, con un total de diez mil ejemplares vendidos.

Comprar mejor y más barato en el supermercado

Imagen de la web de Ulabox.
Imagen de la web de Ulabox.

No ir con hambre al súper y hacer una lista previa de los productos necesarios son algunos de los consejos generales que los expertos dan a los consumidores a la hora de hacer una compra más económica e inteligente. Si además de esto se quiere ahorrar, no solo dinero, sino tiempo, los supermercados que venden por Internet han dado una respuesta a esta necesidad. Ulabox es el primer supermercado totalmente online con 10.000 productos a la venta, de más de 1.000 marcas y fabricantes de alimentación, bebidas, básicos del hogar, salud, belleza, bebés y mascotas.

Las promociones que se ofrecen desde este supermercado son fruto de la negociación de esta empresa con los fabricantes. “La gente lo que quiere es mayor calidad a mejor precio. No creíamos que ofrecer marcas blancas fuera la solución”, explica Jaume Gomà, CEO de Ulabox. Con esta plataforma también se ahorran problemas de salud, ya que la compra suele pesar 40 kilos de media y esa cantidad resulta difícil de transportar. “Comprar a través de nosotros es la solución ideal ideal para las personas mayores que por el agobio que supone para ellos el peso. Además también solucionamos el inconveniente de aquellos usuarios que viven en poblaciones pequeñas y que el surtido de productos es limitado”, apunta Gomà.

La entrega de la cesta de la compra en toda España se hace de manera gratuita, a partir de 39 euros, y a las 24 horas de haber realizado el pedido. Ulabox, que nació hace 2 años y medio, ha lanzado para las fechas navideñas ofertas exclusivas de 3x2 y regalos de packs valorados en más de 150 euros con la compra de productos de marcas específicas. Además han incorporado a sus transacciones un toque solidario, ya que de manera fácil y sencilla se pueden hacer donaciones de 1 y 2 euros a Unicef, Intermón Oxfam y el Banco de Alimentos mientras se realiza la compra a través del dispositivo móvil.

Ponerse a dieta y comer sano

Menú navideño del Centro Pronaf.
Menú navideño del Centro Pronaf.

Tras los excesos navideños ponerse a dieta y comer más sano es la idea más recurrente. Pero la planificación del menú de estas fechas es la base de una buena nutrición para el resto del  año. “Los días festivos hay que disfrutar de las comidas y el entorno familiar pero no excederse. Tampoco sirve de nada intentar compensar esos excesos saltándose las comidas”, explica César Bustos, del Centro Pronaf. A principios de mes esta organización realizó un taller en el que se dieron las pautas de un menú navideño equilibrado, que incluía una ración de verduras y hortalizas, dos raciones de cereales, patata y legumbres, ración y media de carne, pescado y huevo, además de incluir productos con lípido, lácteos y frutas.

Para ahorrar en estos días de reuniones familiares y no desperdiciar se aconseja aprovechar las sobras e intentar que haya variedad y no repetir platos. “Si tenemos pensado ese menú con antelación para todos los miembros de la familia, nos ajustaremos más en la compra, de forma que no quede en exceso. Además es importante hacer la compra los días previos antes de que los productos se encarezcan”, asegura Bustos. Otros consejos que se dieron en este taller es la necesidad de variar en las guarniciones: verdura, ensalada, patata cocida y arroz integral, además de no olvidar las cinco comidas al día, y aprovechar para introducir más fruta y verdura.

Hacer más deporte

Salir a correr en el parque más cercano siempre ha sido la opción más económica. Pero si lo que se busca es practicar deportes en grupo sin aburrirse intentando quedar con amigos o compañeros de trabajo a través de mensajes de Whatsapp, SMS y llamadas, hay aplicaciones que ayudan a encontrar a personas de la misma ciudad que deseen practicar el mismo deporte. Fubles es una herramienta online que ayuda a organizar partidos de fútbol en tu zona. Esta aplicación, disponible en Android e IOS, es una de las comunidades deportivas más activas en Europa, con 342.513 jugadores. La iniciativa nació en Milán y se ha extendido a otras ciudades como Madrid y Barcelona. Además de encontrar partidos en los que hay vacantes para jugar, el usuario puede organizar su propio partido de fútbol e invitar a sus amigos.

Coger menos el coche

Andar y usar más el transporte público para ir a trabajar o salir con los amigos es otra de las promesas más repetidas. Entre otras cosas porque se ahorra en combustible, es una medida más ecológica y más sana. Madrid se unirá al sistema de bici compartida a través de una red pública a partir de la próxima primavera a ciudades como Valencia, Zaragoza, Sevilla y La Coruña, entre otras. Bicing, la red de bicicletas del ayuntamiento de Barcelona, funciona desde hace seis años. Otras iniciativas también acercan las dos ruedas a los usuarios, como Mobeo, una plataforma de alquiler de bicicletas plegables que ayuda a que los usuarios se muevan por Madrid y se pueda entregar la bici en otro establecimiento de la ciudad, ubicados en Sol, Tribunal y Legazpi.

Renovar el vestuario

Comprar en tiendas de segunda mano y aprender a transformar tu ropa son algunas técnicas para darle la vuelta al armario. Otra de las soluciones low cost es asistir a una de las muchas swap party que se celebran. Es una fiesta de intercambio de ropa, accesorios y complementos donde se recicla las prendas que ya no se usan y acaban en manos de otras personas.

Las reglas son sencillas: las prendas, accesorios y complementos tienen que estar en buen estado, sin manchas, ni agujeros y en el caso de la ropa ha de estar lavada y planchada “como tú querrías encontrártela”, explican desde su blog Naturoticas, una plataforma que realiza este tipo de encuentros en Barcelona. “Para simplificar el intercambio asumiremos que todos los artículos tienen el mismo valor. Si has traído siete prendas, te podrás llevar siete, por ejemplo. Tenlo en cuenta porque se trata de hacer un trueque digno”, escriben en la página web donde también se explican las reglas del juego. Además de que hay un tentempié y algo de beber para amenizar la caza de las prendas, las organizadoras se comprometen a reciclar la ropa que nadie quiere y hay dos estilistas que te aconsejan qué es lo más adecuado para cada una. Asistir a este evento cuesta 7 euros.