Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Banco Sabadell se centrará en la rentabilidad tras sanearse

El presidente de la entidad asegura que se trata de “pasar a la vida normal”

Una vez culmine durante este trimestre las dotaciones para cubrir el riesgo inmobiliario que fijan los decretos que dictó el Gobierno el año pasado, Banco Sabadell pondrá su foco en recuperar rentabilidad. El presidente de la entidad, Josep Oliu, aseguró ayer en un encuentro previo a la Junta de Accionistas de hoy que se trata de “pasar a la vida normal” mediante la obtención de “mayores márgenes” y la “concesión de créditos”. Si bien admitió que el volumen de créditos no aumentará respecto a 2013 a causa del contexto de recesión, que ha augurado que se empezará a remontar en el segundo semestre, Oliu sacó pecho al recordar que el Sabadell es la primera entidad que más préstamos del Instituto de Crédito Oficial (ICO) está dando. “Buscaremos empresas y emprendedores con proyectos viables”, aseguró Oliu.

La entidad catalana ha aprovechado la reestructuración financiera para seguir creciendo con la compra de Banco CAM y de la antigua red de Caixa Penedès, que absorberá durante “el segundo semestre del año”. Ahora tiene dos posibles operaciones sobre la mesa. Una de ellas es la compra del City National Bank, la filial de Bankia en Florida. Oliu aseguró que se trata de un banco “en situación ascendente” por el que ve complicado pujar. “Hay una gran competencia entre entidades nacionales e internacionales con una gran capacidad de pago. No es un tema en el que en estos momentos tengamos un especial interés”, dijo.

La entidad catalana ha aprovechado la reestructuración financiera para seguir creciendo

La segunda pieza que podría engullir es la del Banco Gallego, por el que debe decidir si presenta una oferta vinculante. En este caso, sostuvo Oliu, la participación del Sabadell en ese proceso depende “del precio y de la competencia”. El Sabadell ya se apeó de la subasta de CatalunyaCaixa, que finalmente se suspendió. “Solo veo el futuro de CatalunyaCaixa como banca nacionalizada”, afirmó ayer Oliu, quien añadió que la derrama de unos 90 millones de euros que deberá abonar al Fondo de Garantía de Depósitos para devolver dinero de las preferentes a clientes de las entidades nacionalizadas “duele”.

El presidente del Sabadell también pidió “desdramatizar” lo ocurrido en Chipre, que en su opinión “no tiene nada que ver con España, Irlanda, Italia o Portugal”. “Nunca ningún país puede garantizar el 100% de los depósitos bancarios”, advirtió Oliu, quien aseguró que este episodio ha sido “un hecho esporádico”.