Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

El número de funcionarios aumentó un 9,3% entre 2007 y 2011 en toda España

La ocupación en el sector público creció un 5,3% entre los años 2007 y 2011

El número de funcionarios aumentó en 140.411 personas y el de laborales, en 12.384

El empleo público representaba el 14,8% del total en 2011, frente al 12,5% de 2007

Mientras en los últimos años España ha destruido cientos de miles de empleos en el sector privado, el sector público ha aumentado su ocupación. Entre 2007 y 2011 los empleados de las distintas administraciones (estatal, autonómicas y local) aumentaron un 5,3% (son 2,7 millones de personas). El porcentaje es todavía más llamativo en el caso de los funcionarios, que crecieron en un  9,3%: 140.411 personas más, hasta 1,6 millones. Lo revela un estudio hecho público por PIMEC, la patronal de las pymes catalanas, realizado a partir del boletín semestral del Ministerio de Hacienda y Administraciones Públicas correspondiente al mes de julio.

En total, las administraciones públicas ganaron entre 2007 y 2011 un total de 135.517 empleados. Por tipología de contrato, sumaron 140.411 funcionarios y 12.384 contratos laborales, y por contra perdieron  17.278 interinos, fijos discontinuos y otras modalidades de contratación. El estudio subraya que la administración que más ha crecido ha sido la estatal, con 5,9% de aumento.

Estas cifras tienen como consecuencia que el peso de los empleados públicos sobre el total de los empleados españoles haya crecido. En 2011, en el total de España representaban el 14,8% del total, cuando en 2007 eran el 12,5%. La estructura por administraciones pone de relieve que la administración autonómica es el mayor ocupador, con la mitad del total de trabajadores públicos (50,%), mientras los ayuntamientos concentran el 24%, la administración del estado el 22%, y las universidades el 3,8% restante.

Más allá de las cifras medias del conjunto de España, las comunidades autónomas presentan diferencias notables en el peso de los empleados públicos sobre el conjunto de ocupados. Así,  porcentaje de trabajadores públicos sobre el total oscila entre el 25,4% de Extremadura y el 11% de Cataluña, la comunidad con la menor ratio. Estas dos comunidades, con 85,3 y 40 empleados por cada mil habitantes respectivamente, marcan los extremos sobre una media de 56,6. En proporción a la población, las seis comunidades con menos empleados públicos son Cataluña, Baleares, Comunidad Valenciana, País Vasco, Navarra y La Rioja) y las seis con más son Extremadura, las dos Castillas, Andalucía, Canarias y León).

El estudio también recuerda que pese al aumento de empleados públicos, España sigue por debajo de la media de la OCDE como cuarto país con menos empleados públicos.