Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Strauss Kahn: "Zapatero asienta las bases para dos décadas de crecimiento"

El director del FMI aplaude la reforma laboral y califica la situación de deuda de España como "bastante buena".- Zapatero celebra el resultado de los 'stress-test' y asegura que no le preocupan los rumores, "sino que se les haga caso"

La rueda de prensa conjunta en La Moncloa entre el presidente del Gobierno, José Luis Rodríguez Zapatero, y el director gerente del Fondo Monetario Internacional, el francés Dominique Straus-Kahn, que ha empezado con casi una hora de retraso, ha supuesto un balón de oxígeno a las medidas adoptadas por el Ejecutivo los últimos días. Sobre la reforma laboral, Straus-Kahn, conocido en Francia como DSK, ha resaltado que va "absolutamente en la buena dirección". "Zapatero está asentando las bases para dos décadas de crecimiento" en España, ha añadido el director del organismo.

Zapatero ha destacado sobre todo la confianza generada tras las pruebas de resistencia (stress-test) realizadas a los grandes bancos de la UE hace una semana, según las cuales Santander y BBVA encabezan la lista de entidades solventes. El presidente del Gobierno ha dicho sentirse cómodo con los datos objetivos (como el buen resultado de estos dos bancos) y ha echado pestes de los rumores (como los que apuntaban a que España acudiría al fondo de rescate europeo): "Lo que me preocupa [de los rumores] no es que existan, sino que se les haga caso".

Zapatero espera que las pruebas de resistencia devuelvan a los inversores la confianza en España. "Siempre he creído en la fortaleza y en la solvencia de nuestro país", ha dicho. En esa línea, DSK ha señalado que la transparencia financiera es crucial para que la citada confianza no languidezca, y ha destacado la labor del Gobierno por asumir reformas "necesarias": "Me llama la atención los esfuerzos en contextos políticos muy complicados. En España hay un verdadero liderazgo que no elude el impacto que puedan tener sus decisiones".

No más reformas

La reforma laboral, el techo en los Presupuestos Generales o la reforma de las pensiones, respuestas con las que Zapatero pretende recortar el déficit, motivar el crecimiento, atajar el paro y recuperar la confianza, no tendrán continuidad. "El Gobierno no contempla nuevas medidas", ha indicado cuando se le ha recordado que así lo sugería el Consejo Europeo.

Sobre la aprobación de la reforma laboral por decreto, Zapatero ha señalado que esta vía se ha debido a la "urgencia" del momento. "Y si hay que trabajar en julio y agosto para convencer al Parlamento, se trabajará".