Mercado laboral

Corbacho prevé que la EPA confirme el "cambio tímido de tendencia" en la subida del paro

El ministro de Trabajo insiste en que solo aceptará una rebaja de 1,5 puntos en las cotizaciones

El ministro de Trabajo e Inmigración, Celestino Corbacho, ha afirmado hoy que "todo indica" que la Encuesta de Población Activa que se publica este viernes recogerá "la cola de la negatividad del primer trimestre del año" en destrucción de empleo, pero también mostrará "un cambio tímido de tendencia". Según ha añadido, la razón de esta moderación en la subida del paro a lo largo del segundo trimestre, periodo al que se ciñe la cifra que se dará a conocer dentro de dos días, está en "la mejora de los indicadores de confianza".

Durante una entrevista a la Cadena Ser, el ministro ha explicado que, aunque la crisis "aún no está en las hemerotecas", sí parece que "lo más fuerte del huracán ya ha pasado". Sin embargo, "seguimos padeciendo sus consecuencias". "Tengo la impresión de que el dato de paro de julio no va a tener nada que ver con el de 2008", ha añadido recordando que en ese periodo ya se estaba produciendo una grave destrucción de empleo. Hay que añadir que la EPA, encuesta que elabora el Instituto Nacional de Estadística cada trimestre, es el mejor termómetro del mercado laboral en contraposición al dato de paro registrado que cada mes publica el Ministerio de Trabajo y que lleva dos meses al alza.

Más información
El Gobierno asumirá el déficit por la rebaja de cotizaciones sociales
El paro supera los cuatro millones
La CEOE se resiste a asumir el pacto social propuesto por el Gobierno

En cuanto al diálogo social, el proceso pasa esta noche una prueba de fuego en La Moncloa, donde el presidente, José Luis Rodríguez Zapatero, debe convencer a empresas y sindicatos con el objetivo de sellar un acuerdo antes de las vacaciones que sirva para tomar medidas en septiembre para atajar el deterioro del mercado laboral. No obstante, la negociación, según ha admitido Corbacho, han encallado en la rebaja de las cotizaciones sociales. O más bien en el porcentaje de este recorte.

Si bien Corbacho ha reconocido que hay que "bajar los costes de las empresas, que lo están pasando mal"; el Gobierno tiene claras cuáles son sus líneas rojas. Según ha reiterado el ministro, la reducción no puede ir más allá de 1,5 puntos, el equivalente a unos 4.500 millones de euros, ya que este es el margen del que se dispone para garantizar el equilibrio presupuestario de la Seguridad Social si se cumplen las previsiones y, finalmente, se cierra 2009 con un superávit de 3.000 millones. En caso contrario, el Ejecutivo "asumirá su responsabilidad de reequilibrar" el posible déficit que genere.

Sin embargo, ha advertido de que acceder a los cinco o tres puntos de rebaja que reclama la patronal -con un coste de 18.000 o 9.000 millones para las arcas del Estado-, "nos faltará dinero para pagar pensiones". Con lo cual, "o las bajamos y decimos a los jubilados que cobran 700 euros que van a recibir menos dinero, o recurrimos al fondo de reserva". Dos opciones que ha descartado ya que "de las pensiones penden la seguridad en presente y futuro de más de ocho millones de ciudadanos".

"Sería deseable hacer un esfuerzo para llegar a un acuerdo -sobre el diálogo social- ya que, aunque la crisis no entiende ni de semanas ni de meses, en el horizonte del mes de septiembre hay que tomar medidas", ha declarado Corbacho antes de destacar que "cuanto antes se haga mucho mejor". "Debemos mandar un mensaje de que todos nos vamos a esforzar en la dirección para salir de la crisis", ha añadido.

El ministro de Trabajo e Inmigración, Celestino Corbacho, durante la entrevista en la Cadena Ser.
El ministro de Trabajo e Inmigración, Celestino Corbacho, durante la entrevista en la Cadena Ser.
Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS