Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Las hipotecas se reducen un 32,4% en 2008 y caen a su nivel más bajo en cinco años

El importe medio para comprar una casa baja un 6,19% hasta los 139.056 euros. -Las dificultades económicas rebajan en un 24,5% las cancelaciones

Las hipotecas sobre vivienda han registrado su mayor descenso anual en 16 años tras caer un 32,40% en 2008 con 835.056 operaciones, lo que equivale a recuperar los niveles de 2003, como consecuencia de la crisis económica española. Además, el deterioro del sector inmobiliario causado por el frenazo en las ventas también ha provocado un descenso en el capital prestado para estas operaciones, que se reduce un 36,58%, hasta los 116.724 millones y el importe medio de este tipo de créditos, que baja menos con una contracción del 6,19%.

Entre los datos publicados hoy por el INE destaca que el aumento de las dificultades que afrontan las familias para hacer frente al pago de las cuotas hipotecarias ante el ascenso a máximos del Euríbor, la caída de ingresos y el aumento del paro ha provocado que el número de cancelaciones de hipotecas sobre viviendas bajase un 24,5% durante el pasado ejercicio hasta las 483.935, el nivel más bajo de toda la serie histórica con datos comparables, que arranca en 2006.

Asimismo, ante el bajón de los precios, el importe de las hipotecas también baja. Concretamente, son un 6,19% más baratas frente a 2007 con una media de 139.780 euros. En cuanto al plazo medio de amortización, se rebaja hasta 24 años, dos menos que en el año anterior.

Ampliando el foco, el total de las hipotecas sobre cualquier tipo de finca rústica o urbana también se reduce con un descenso del 27,4% hasta las 1.284.318 operaciones, mientras el capital prestado se sitúa en 206.528,5 millones, en cualquier caso un 30,8% menos que el año anterior. Además, el importe medio del total de hipotecas fue de 160.808 euros, un 4,7% inferior.

Por entidades, las cajas de ahorros volvieron a liderar la concesión de créditos para cualquier tipo de finca con el 55,8% del total de hipotecas, seguidas de los bancos, con el 34,3%, y de otras entidades financieras, con el 9,9%. En los tres casos, niveles casi idénticos a los del pasado año.

También las cajas prestaron la mayor cantidad para hipotecas, más de la mitad (el 50,9%), seguidas de los bancos, con el 39,2% y las otras entidades, el 9,9 por ciento. De su lado, el tipo de interés medio para el total de las hipotecas constituidas en 2008 fue del 5,29%, por encima del 4,71% de 2007, condicionado por la escalada a máximos en julio del Euríbor, tipo que fija el precio del 87,5% de préstamos, y que en ese mes alcanzó el 5,393%.

En este sentido, en el 97,4% de las hipotecas se utilizó un tipo de interés variable, mientras que solo el 2,6% se inclinó por un préstamo a tipo fijo. En 2007, estos porcentajes se situaban en el 98 y el 2%, respectivamente. De este lado, el número de hipotecas que modificaron sus condiciones modera su ritmo de avance desde el máximo del 30% registrado en 2007 hasta el 11,6%.