La patronal respalda la propuesta del contrato contra la crisis que abarata el despido

Méndez advierte al presidente de la CEOE contra las pretensiones de "aprovechar la recesión para colar" una medida que recorta derechos sociales

Patronal y sindicatos vuelven a enfrentarse por el coste del despido en España. Así, el presidente de la Confederación Española de Organizaciones Empresariales (CEOE), Gerardo Díaz Ferrán, ha apoyado hoy la propuesta de la Confederación Empresarial de Madrid (CEIM-CEOE) de abaratar el despido y ha asegurado que es "absolutamente necesaria" para paliar la destrucción de empleo.

En un acto empresarial, Díaz Ferrán ha dado así su apoyo a la recomendación de la patronal madrileña de aprobar un "contrato de crisis" bonificado, con una indemnización por despido de 20 días por año trabajado frente a los 45 actuales, y una serie de bonificaciones fiscales para poder afrontar la crisis pese a que el propio presidente, José Luis Rodríguez Zapatero, rechazó ayer de plano esta posibilidad. "A quienes piden un despido más fácil y más barato les digo: ¡qué no, qué no!", aseguró en un mitin en Madrid.

Más información

Frente a esta opinión, el secretario general de UGT, Cándido Méndez, ha respondido en declaraciones a la Cadena Ser que no es una idea nueva. "Se lleva barajando desde al menos trece años, y desde entonces sale como el Guadiana y se presenta indistintamente: para relanzar la economía, para reactivar el empleo...". En su opinión, la propuesta "simplemente trata de desencausar el despido, por lo que es del todo rechazable". Así, ha criticado que el problema es que se intenta "aprovechar la situación de recesión para colar el abaratamiento del despido y eliminar la tutela judicial en estos procesos, además de consolidar el despido libre".

Preguntado por las afirmaciones de su homólogo al frente de CC OO, Ignacio Fernández Toxo, sobre una eventual huelga general, Méndez ha recordado que en las anteriores convocatorias -tres contra el Gobierno de Felipe González y otras dos contra el Ejecutivo de José María Aznar- su sindicato protestó contra el recorte de los derechos sociales y la prestación por desempleo, extremo que ahora no se está dando. "El presidente Zapatero ha hecho un compromiso solemne de garantizar la prestación por desempleo y ha rechazado la propuesta de abaratamiento de despido", ha asegurado antes de advertir de que el "gran problema es la desconfianza y preocupación, y abaratar el despido ahonda esta desconfianza".

Por otra parte, Méndez ha instado a los bancos y cajas a tener "memoria histórica" y que "devuelvan lo que les hemos dado". El líder sindical hacía referencia así a la polémica por el recorte del crédito y ha recordado que en los últimos años los bancos y cajas han recibido decenas de millones de euros de los españoles y provenientes de fondos públicos para reforzar su solvencia. "Si ahora pueden sacar pecho por los buenos resultados es porque el pueblo español les echó una mano", ha enfatizado.

Tras augurar que "la crisis durará más allá de 2009" y poner el foco en la necesidad de potenciar la construcción de 150.000 viviendas de protección oficial al año de aquí a 2012 para aplacar la destrucción de empleo, Méndez ha sostenido que las entidades financieras lo que deben hacer es "facilitar la financiación" ya que, en su opinión, la restricción del crédito está en la raíz del deterioro económico. Sobre la postura del Gobierno en la controversia, ha añadido que "ni se tiene que adoptar la posición de divino impaciente ni evocar la virtud de la paciencia de la monjita Gertudris", ha ironizado. "No es un problema de paciencia", ha querido destacar haciendo referencia a las palabras del ministro Sebastián, "si no de intermediación política y de que la relación con los bancos no divague".

Lo más visto en...

Top 50