Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra
CARTAS AL DIRECTOR

Europa cae muy lejos...

El pasado miércoles, a las nueve de la noche y camino del trabajo, pongo la radio del coche. Espero escuchar las terribles noticias sobre el futuro de Europa, saber si Merkel y Sarkozy en su reunión han decido algo nuevo sobre Grecia o si Papandreu ha dado marcha atrás.

Pero resulta que no puedo conectar con ningún noticiero. Están todas las cadenas retransmitiendo los partidos de fútbol del miércoles. Y no son la final de la Champions o de la Liga, son partidos "tontos" y comunes como hay otras decenas a lo largo del año. Deduzco, pues, que consideramos más interesantes esos partidos que nuestro futuro. Estoy seguro de que a esta hora en Alemania, Francia u otro país del primer mundo europeo, estarán los noticieros de las radios a otras cosas más relevantes. España es como Grecia, tenemos lo que nos merecemos. Porque un país que prefiere fútbol a futuro, es un país condenado. A veces pienso que los 40 años de dictadura hicieron mucho más daño del que se ve a simple vista.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Lunes, 7 de noviembre de 2011