Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Aguirre eleva el tono contra Interior por el asalto a su casa

La presidenta de Madrid, Esperanza Aguirre, siguió ayer tensando el hilo del incidente registrado la madrugada del miércoles en el portal de su casa, unos hechos que la policía califica de "gamberrada", para cuestionar al Ministerio del Interior. La presidenta se volvió a declarar "indignada" como ciudadana y como "máxima autoridad del Estado en Madrid" por la actuación de la policía y por ende, de Interior. "Aún no les han tomado declaración, no les han hecho prueba de alcoholemia y puedo suponer que venían a mi casa a ocuparla", declaró Aguirre, quien ayer envió una carta al ministro, Antonio Camacho, en la que le expresa su "perplejidad" por lo ocurrido.

Los hechos ocurrieron a las cuatro de la madrugada del miércoles cuando dos jóvenes, borrachos según la policía, abrieron a golpes el portalón de acceso a la finca de Aguirre, donde fueron interceptados en las zonas comunes del edificio por los agentes que se encargan de la seguridad de la presidenta y trasladados posteriormente a la comisaría de Centro. Allí, fueron puestos en libertad al no encontrar la policía "indicio alguno de delito".

* Este artículo apareció en la edición impresa del Viernes, 21 de octubre de 2011