Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Ramón Simó, nuevo director, "a dedo", del festival Grec

Cinco días antes de finalizar la actual edición del festival Grec, el teniente de alcalde de Cultura, Conocimiento, Creatividad e Innovación de Barcelona, Jaume Ciurana, anunció quién será su responsable los próximos cuatro años: el director y escenógrafo teatral Ramon Simó.

El PSC acusó a Ciurana de hacer el nombramiento "a dedo" y sin convocar un concurso como ellos hicieron con el actual director, Ricardo Szwarcer, que dejará el cargo el domingo."En dos ocasiones, a finales del año pasado y después de las elecciones, ofrecí a Jaume Ciurana la posibilidad de convocar el concurso para buscar al nuevo director del Grec, pero en los dos casos dijo que más adelante. Ahora no pueden decir que no hay tiempo". Tras dar a conocer Ciurana que había escogido al director y escenógrafo Ramon Simó (Tarragona, 1961), Jordi Martí, hasta el 1 de julio delegado de Cultura del Ayuntamiento de Barcelona y ahora concejal del PSC en la oposición, aseguró que el primero había obviado el concurso, cuyas bases ya tenía redactadas el Consell de Cultura de Barcelona,

MÁS INFORMACIÓN

"CiU vuelve a nombrar a dedo y no ha optado por que sea un jurado cualificado el que decida quién es el responsable del Grec en los próximos años. Ese es el mejor sistema y mejora la calidad de las decisiones culturales", aseguró Martí, que estuvo al frente del Icub cuando se convocó el concurso que acabó ganando Ricardo Szwarcer.

Por la mañana, Jaume Ciurana presentó a Simó como el director artístico del Grec durante los próximos cuatro años, prorrogables a cinco, y aseguró que un concurso se habría alargado hasta octubre y habría impedido tener la programación para el año que viene.

Ciurana pidió a Simó que consiga un Grec "con una mayor implicación de la ciudad en el festival, mantener la apuesta por la danza y diseñar una programación más coherente con la música". También aseguró que, según el programa electoral de CiU, "Simó tendrá que estudiar que el Grec se abra a otras disciplinas, como la literatura y las artes plásticas".

Por su parte, Simó aseguró: "No giraré el Grec como un calcetín", y añadió: "En los 10 días que hace que tengo esta nueva responsabilidad, aún no he resuelto el dilema entre concentración y dispersión del Grec. No sé si es mejor la política de dispersión o concentrar todo el festival en Montjuïc".

En su opinión, "los festivales tienen que ser reconocibles, tener cosas que se repitan que acaban formando parte de la vida de la ciudad", y el Grec ha de aspirar a ser todo eso.

Según Simó, el Grec "es el único festival europeo que no tiene hub o lugar en donde se fomenta la relación entre público y artistas y programadores".

Simó, que fue director artístico de la Fira de Teatre al Carrer de Tàrrega (Urgell) en las ediciones entre 1996 y 1998, considerada el mercado de las artes escénicas más importante del sur de Europa, explicó que "el Grec ha de crecer en forma cualitativa y no cuantitava, y eso es una tarea lenta". Asimismo dijo que está sopesando abrir el festival de verano de la ciudad a una programación más familiar, un "Petit Grec", acentuar su carácter pedagógico y ver la posibilidad de que no solo dure dos meses, sino que prolongue. También apostó por mantener el Teatre Grec como sede del festival. "Nació allí", remachó.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Jueves, 28 de julio de 2011