Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Salgado sostiene que las tensiones de los mercados son un acicate para las reformas

La situación de inestabilidad en los mercados financieros y de presión sobre la deuda de los países periféricos estuvo ayer muy presente en el acto de presentación del libro 25 años de economía española, con motivo del 25º aniversario de la Fundación de Estudios de Economía Aplicada (Fedea), que se celebró en el Banco de España. La vicepresidenta segunda del Gobierno y ministra de Economía y Hacienda, Elena Salgado, sostuvo que las tensiones en los mercados financieros son un estímulo para seguir con las reformas.

Salgado se alineó con quienes defienden completar la legislatura al subrayar la cantidad de tareas que quedan por hacer en los próximos meses. Entre ellas se refirió a la aprobación de la reforma de las pensiones, el desarrollo de la reforma laboral, la eliminación de trabas en el sector de los servicios y la reestructuración del sector financiero en marcha.

Con todo, Salgado recordó que los tipos de interés españoles a medio y largo plazo actuales son un tercio de los que había hace 25 años, el periodo de referencia de la publicación que presentaba.

Salgado también aprovechó para subrayar que todas las Administraciones han de ser "más austeras y eficientes".

Por su parte, el gobernador del Banco de España, Miguel Ángel Fernández Ordóñez, señaló que la crisis económica "exige tomar decisiones cruciales" en materia económica y que los problemas a los que se enfrenta España "son complejos" y no admiten "soluciones sencillas" o "inmediatas".

El Banco de España, por otro lado, presentó ayer su memoria anual de supervisión. En ella señala que el año pasado la supervisión in situ, que implica presencia permanente en la entidad, se extendió a 15 entidades, frente a las 10 del año anterior por las fusiones de cajas. "Este sistema es especialmente intenso en los dos principales grupos bancarios [Santander y BBVA], a los que estaban asignadas más de 50 personas solo para desarrollar esta función", las mismas que en el ejercicio anterior, según el informe. Las actuaciones de supervisión finalizadas en 2010 sobre las cajas de ahorros se triplicaron con respecto al año anterior, al pasar de 16 a 51.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Martes, 14 de junio de 2011