Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Detenido un hombre sospechoso de matar a su pareja

Johnny B. A., de 32 años y de nacionalidad boliviana, fue detenido ayer en Santa Coloma de Gramenet (Barcelona) por los Mossos d'Esquadra por su presunta relación con la muerte de su pareja, cuyo cadáver apareció bajo el puente del Molinet de esa ciudad. La detención se produjo después de que la policía autonómica recibiera una llamada sobre la una de la madrugada de ayer advirtiendo de la presencia del cadáver. El caso se encuentra bajo secreto de sumario, y los Mossos d'Esquadra investigan las circunstancias que rodearon la muerte de la mujer, sin descartar, por ahora, ninguna hipótesis.

La primera impresión es que la mujer pudo ser despeñada por el puente tras una discusión entre la pareja, pero la policía no ha confirmado esa versión. Un grupo de jóvenes que se encontraba en las inmediaciones del puente cuando sucedieron los hechos han explicado que presenciaron una pelea de la pareja, en una zona frecuentada por ciudadanos de nacionalidad boliviana.

Al cabo de unos minutos de que se precipitara el cuerpo, la policía y la ambulancia llegaron al lugar de los hechos pero no pudieron hacer nada por salvar a la víctima. Los testigos han asegurado que después del incidente el detenido "se escondió detrás de un poste" hasta que le encontró la policía, y añadieron que "estaba muy bebido".

Veinte crímenes

La presidenta del Instituto Catalán de las Mujeres, Montse Gatell, condenó los hechos y expresó el pésame del Gobierno catalán a la familia, recordando que la lucha contra la violencia machista es "una de sus prioridades". El Departamento de Interior del tripartito tenía un programa específico contra la violencia machista que fue eliminado tras la llegada de Artur Mas a la Generalitat, lo que fue criticado por diversos sectores de la izquierda.

Si se confirma este caso como un nuevo asesinato machista, serían ya 20 las mujeres que han muerto a manos de sus parejas o exparejas en lo que va de año. Una cifra ligeramente inferior a las 22 víctimas mortales de 2010, un año que se saldó con 73 mujeres asesinadas por los machistas. Es reducción pequeña, y más si se tiene en cuenta que en 2010 abril fue un mes especialmente negro en el que se contabilizaron 10 crímenes de género.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Lunes, 25 de abril de 2011