Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra
Valoraciones de la celebración

El aniversario de la catedral tomará el testigo tras el fin del Año Xacobeo

El octavo centenario de la consagración ya cuenta con rebajas fiscales para 2011

Los últimos coletazos del Año Xacobeo, aderezados con la visita del Papa del pasado sábado, no significarán el fin de los fastos vinculados a las peregrinaciones a Compostela. El Consorcio de Santiago -organismo en el que están representados el Ayuntamiento, el Cabildo y la Xunta- trabaja desde hace meses, antes de que el propio Año Santo llegase a su ecuador, en la celebración del octavo centenario de la consagración de la catedral. El éxito del proyecto dependía de la aprobación, por parte del Congreso, de un plan de reducciones fiscales para las empresas patrocinadoras de los actos conmemorativos, un sí que la Cámara dio el jueves al incluir en la Ley de Presupuestos para 2011 una enmienda que califica la efeméride de Acontecimiento de Excepcional Interés Público.

El aniversario de la catedral, será, a efectos fiscales, un segundo Xacobeo. El programa de reducción de tasas se aplicará al Impuesto sobre Sociedades, Impuesto sobre la Renta de las Personas Físicas y el Impuesto sobre la Renta de los No Residentes que paguen los patrocinadores. El descuento irá desde el 15% hasta el 95% de la cantidad a pagar y las condiciones del mismo serán exactamente las mismas que las que se aplican hasta diciembre de 2010 con motivo del Xacobeo.

Será el segundo año consecutivo que la ciudad esté sometida a un régimen fiscal "especial" por un evento cultural. No es la primera vez que esto ocurre en Santiago. El programa de beneficios fiscales del Xacobeo de 1999 se prorrogó en 2000 cuando Compostela fue declarada Capital Europea de la Cultura.

"Santiago es la única ciudad que lo consigue y además lo consiguió dos veces, casualmente con el mismo alcalde", se felicitó el regidor Sánchez Bugallo nada más conocer que el Congreso había aprobado la reducción de impuestos, que espera atraer a empresas patrocinadoras hacia las obras de restauración previstas para el templo por el Plan Director da Catedral, así como a las diversas exposiciones y conciertos que nutrirán la programación cultural del aniversario. Bugallo estima en 14 millones de euros los ingresos que la rebaja de impuestos aportará a la conmemoración, con la que la Consellería de Cultura quiere continuar la senda del Xacobeo.

El Consorcio de Santiago será el organismo encargado de gestionar el dinero invertido por los patrocinadores y también el responsable de la programación. Su gerente, Manuel Villanueva, explica el proyecto como una inversión que a largo plazo beneficiará a la catedral. En el horizonte, el próximo Xacobeo, que no llegará hasta 2021. "Queremos que [la catedral] esté esplendorosa", dice. La consecución de los objetivos del plan director -el documento que marca las intervenciones que se han de llevar a cabo en el templo, aprobado en octubre de 2009- se llevará el 80% de los recursos. El resto se invertirá en actividades destinadas a la "puesta en valor" del templo.

"La catedral está muy necesitada de reformas", admite Villanueva. La puesta en marcha del plan director, en trámite desde 2005, aclaró las directrices que guiarán restauraciones futuras en el templo. A las obras del Pórtico de la Gloria, iniciadas hace casi año y medio, hay que sumar los trabajos que afectan a las pinturas murales de la capilla central, muy dañadas por la humedad filtrada a lo largo de los siglos. Las dos intervenciones las financia la Fundación Barrié.

El mismo día que se hacía oficial el sí del Congreso a las rebajas fiscales, la Xunta anunció una partida de 285.000 euros para obras de urgencia, que se suman al millón ya comprometido para la restauración de la fachada de la Acibecharía y la Torre del Reloj. Pero el cuidado de la catedral no excluye, reconoce Villanueva, la misión de seguir atrayendo turistas. "Vamos a aprovechar la estructura cultural que ya tenemos", apunta.

12 meses de eventos

La conmemoración del octavo centenario de la consagración de la Catedral de Santiago -celebrada el 21 de abril de 1211, aunque hubo otra anterior en el siglo XI-, ya tiene plan de comunicación y algunas de las actividades conmemorativas diseñadas. Una de las de más relieve será una exposición sobre la historia del templo y de la ciudad, que el Consorcio hará coincidir con la inauguración de la nueva sede del Museo das Peregrinacións, cuyas obras se apuran en el que fuera edificio del Banco de España, en la Praza das Praterías.

El Festival de Músicas Contemplativas, que organiza todos los años, entre marzo y abril, el propio Consorcio para promocionar la música religiosa, se convertirá en un evento de mayor envergadura con ocasión de la efeméride, al igual que el Camiño das Estrelas, dedicado a la música clásica. Entre los planes del Consorcio también figuran diversas publicaciones, conciertos, ciclos de cine sobre ciudades originadas en torno a una creencia religiosa y conferencias para acercar la historia de Compostela a vecinos y turistas. Abril acumulará el grueso de las celebraciones, aunque se extenderán a todo el año. "No hay que olvidar que la catedral es el monumento más visitado de España", subraya el alcalde Bugallo.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Lunes, 8 de noviembre de 2010

Más información