Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra
Reportaje:

La Casa Blanca replica a Petraeus

El Pentágono confirma que la salida de Afganistán empezará en julio de 2011 - El secretario de Defensa, Robert Gates, dejará el cargo al iniciarse el repliegue

La Casa Blanca restó ayer importancia a la afirmación del general al mando de las tropas estadounidenses en Afganistán, David Petraeus, de que la retirada de aquel frente de guerra debería ser flexible y no estar sometida a una fecha cerrada marcada por el calendario político. El entorno del presidente Barack Obama reafirmó que la salida militar de Afganistán comenzará definitivamente en verano de 2011, pese a las dudas del militar. "La fecha no es negociable", dijo un portavoz de Obama, Bill Burton, en conferencia de prensa a bordo del avión presidencial Air Force One. En una entrevista emitida el domingo en la cadena NBC, el general Petraeus había dicho que solo se debería establecer una fecha de salida concreta "cuando las condiciones permitan el comienzo de una retirada responsable de las tropas".

El secretario de Defensa, Robert Gates, respaldó esa determinación de la Casa Blanca en una entrevista publicada ayer pero concedida el jueves al diario Los Angeles Times: "Nadie duda de que vamos a comenzar a reducir el número de tropas en julio de 2011".

Gates afirmó ayer, además, que esperará a que las tropas estadounidenses comiencen a abandonar Afganistán el año que viene para dejar su puesto. El titular de Defensa accedió a su cargo en 2006, cuando el presidente George W. Bush le eligió para suceder a Donald Rumsfeld.

El presidente Obama, al asumir la comandancia del Ejército con dos frentes de guerra abiertos, en Irak y en Afganistán, le mantuvo en su puesto. Gates es la primera persona que se mantiene al frente del Pentágono bajo la presidencia de un republicano y de un demócrata. Según admitió en otra entrevista, concedida a la revista Foreign Policy, aceptó seguir en su puesto en 2009 con muchas reticencias. Pensaba en jubilarse pero, según su propio testimonio, se lo impidió el recuerdo de la cifra de soldados fallecidos en las dos guerras. En esa entrevista, publicada ayer, opina sobre su jubilación definitiva y asegura: "Sería un error esperar a enero de 2012. Este no es el tipo de puesto que debería ocupar en la primavera de un año de elecciones".

Obama se juega su reelección en 2012. Este mismo verano, y tras el anuncio del final definitivo de la guerra de Irak, los líderes demócratas en el Congreso han comenzado una campaña de presión para que el presidente se marque un calendario concreto de retirada del frente afgano. De momento, la Casa Blanca solo ha dado la de julio de 2011 como fecha de inicio del repliegue, sin más información.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Martes, 17 de agosto de 2010