Ediles del PP de Tenerife compraban artículos de lujo con fondos municipales

El informe del interventor revela una presunta financiación ilegal del partido

Un informe del Área de Intervención del Ayuntamiento de Santa Cruz de Tenerife ha sacado a la luz una presunta trama de financiación ilegal del Partido Popular en la capital tinerfeña. El documento revela que, en el anterior mandato (2003-2007), los cinco concejales populares, quienes gobernaban la localidad junto a Coalición Canaria, presentaron facturas personales para justificar los 163.987 euros recibidos como asignación al grupo municipal.

La lista de gastos, la mayor parte de ellos consistentes en la compra de artículos de lujo e incluso alojamientos con circuitos de spa, ha desencadenado un escándalo en la sociedad tinerfeña y ha reforzado la división en el partido a menos de un año de las elecciones.

Los socialistas piden que intervenga la Fiscalía Anticorrupción
Según el PSC, "hay un presunto delito de falsificación clarísimo"
Los ediles dieron facturas personales para acreditar los 163.987 euros
El líder del PP de Canarias tacha la justificación de gastos de "error"

Más información

El documento de Intervención ha sido tan demoledor que la formación conservadora no le ha quedado otro remedio que admitir la existencia de las facturas. El secretario general de los populares tinerfeños, Manuel Fernández, en declaraciones a la cadena SER reconoció que se aportaron facturas personales y que "cada uno se metió la mano en el bolsillo y las aportó para cubrir ese dinero".

En la misma línea, el presidente del Partido Popular en Canarias, José Manuel Soria, calificó de "error" la justificación de los gastos del grupo popular en el Ayuntamiento de Santa Cruz de Tenerife ya que los recursos institucionales que se reciben deben destinarse a gastos relacionados con la actividad política y "si no se destinan a esos fines es un error y hay que corregirlo".

Cristina Tavío, presidenta del PP de Tenerife y vicepresidenta primera del Parlamento de Canarias -fue concejal del Ayuntamiento de Santa Cruz durante el mandato 2003-2007-, ha criticado la repercusión mediática del caso y aseguró que la presentación de las facturas se produjo porque la ley no permitía que los partidos recibieran directamente las asignaciones destinadas a los grupos municipales por lo que los concejales aportaban facturas personales.

En este sentido, Tavío criticó el escándalo suscitado tras conocerse la lista de gastos personales con cargo a las arcas públicas y sentenció que no se trata de ningún "Bill Gates", en referencia al célebre caso Watergate.

Tras conocerse el informe de Intervención, algunos ex concejales en el Ayuntamiento tinerfeño han confirmado la utilización de facturas personales por parte del Partido Popular para justificar gastos. Este es el caso de Odalys Padrón, quien fue edil por el Partido Nacionalista Canario (PNC) durante el mandato 2003-2004. "Puedo confirmar todo lo que se ha dicho de este caso, porque en un pleno del Ayuntamiento celebrado a finales del año 2006 para analizar las cuentas municipales pude oír cómo la concejal del Partido Popular Cristina Tavío dijo que uno de los puntos no se podía tratar porque tenía facturas de bragas, y que solo se debatiría por los portavoces de cada uno de los partidos", indicó Padrón.

Ante la magnitud del escándalo, la asociación Justicia y Sociedad presentará en los próximos días una denuncia ante la Fiscalía Anticorrupción al existir indicios de la comisión de presuntos delitos de financiación ilegal y falsedad documental.

El abogado de la citada asociación, José Pérez Ventura, declaró a este periódico que el intento de "tapar" el gasto de la asignación del Partido Popular con facturas personales constituye "un fraude en toda regla porque mediante esta actuación se ha intentado justificar la financiación del partido y ellos mismos lo han reconocido públicamente".

Por otra parte, mientras el grupo de gobierno municipal comandado por el alcalde, de Coalición Canaria, Miguel Zerolo, ha declinado pronunciarse sobre el escándalo de las facturas, desde el PSC-PSOE se insta a que se diriman responsabilidades políticas en el seno del Partido Popular.

El secretario general de los socialistas en Santa Cruz de Tenerife, José Manuel Corrales, definió la situación en el Ayuntamiento capitalino como "calamitosa" debido a la "falta de transparencia en la hacienda municipal" y aseveró que se trata de un "escándalo épico y estético ya que no tiene sentido usar asignaciones económicas de carácter público para comprarse bragas o para irse a un hotel".

En este punto, el PSC-PSOE confía en que la Fiscalía Anticorrupción abra una investigación para clarificar si el grupo municipal del Partido Popular se ha financiado de forma ilegal y si se ha incurrido en un delito de falsedad documental.

Para José Manuel Corrales, el caso está claro después de que los propios dirigentes del PP hayan reconocido que presentaron facturas personales para justificar los gastos del grupo. "No se puede utilizar este tipo de mecanismos para financiar un partido político y creo que tras las declaraciones realizadas por el Partido Popular hay un presunto delito de falsificación clarísimo", señaló el líder de los socialistas tinerfeños.

* Este artículo apareció en la edición impresa del martes, 27 de julio de 2010.

Lo más visto en...

Top 50