Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Iberia no hará escala en El Prat

Los proyectos de ampliación de vuelos no afectarán a Barcelona, donde la compañía abrirá su primer hangar en Cataluña

Iberia, la antigua aerolínea de bandera española, afronta una nueva etapa. Está a punto de firmar su fusión British Airways y planea lanzar una nueva compañía de bajo coste para que opere los vuelos nacionales y europeos desde Madrid y alimente las rutas a América Latina, pero ninguno de estos procesos afectará a Barcelona. La compañía inició el repliegue de su marca en el aeropuerto de El Prat hace más de tres años y derivó la mayor parte de su actividad hacia la compañía de vuelos baratos Clickair, que nació en 2006 y hoy está fusionada con Vueling. La estrategia no gustó a la Generalitat y a las organizaciones empresariales catalanas, que siempre han pedido a la compañía que opere vuelos intercontinentales desde El Prat.

La política no parece que vaya a cambiar. "La idea es que la nueva compañía sea la que aporte tráfico a la red en Madrid. Y en Barcelona está Vueling haciendo los vuelos", explican fuentes de Iberia. Vueling, la aerolínea que ocupa el primer puesto en número de vuelos de El Prat, está participada en un 45% por la compañía que preside Antonio Vázquez.

En cuanto a la alianza con British Airways, Iberia no prevé un nuevo repliegue, porque se da un solapamiento en rutas. "Esa es la ventaja de esta fusión, que al estar en mercados distintos, no vamos a tener duplicidad de rutas", concretan desde la compañía española.

Lo que sí pondrá en marcha en noviembre en el complejo aeroportuario de El Prat es el hangar en el que ha invertido 24 millones de euros, el 75% de los cuales proceden de Iberia y el 25% restante del Consorcio de la Zona Franca de Barcelona.

Con más de 13.000 metros cuadrados de superficie, el hangar será uno de los mayores de España y la única instalación de este tipo de España que dé servicio al mayor avión del mercado, el Airbus 380. Las instalaciones prestarán servicio a cualquier aerolínea que opere en la capital catalana. "Estamos deseando trabajar con un avión como el A-380. Para los que trabajamos en España será la primera vez que podamos hacerlo", señaló un mecánico esta semana, en el acto de izado de la cubierta del hangar. "Es una inversión que nunca nos hemos cuestionado hacer, pese a que sabemos que es el peor momento para hacer inversiones", manifiesta Antonio Vázquez.

El nuevo hangar supondrá la creación de 200 nuevos puestos de trabajo directos.

La instalación se inaugurará en octubre y, tras un mes de pruebas, se pondrá en servicio en noviembre. Pero Iberia prevé que la nave no funcione a pleno rendimiento hasta 18 meses después de su entrada en servicio, pues es el periodo que la aerolínea considera necesario para que se genere el negocio previsto y se imparta la formación imprescindible a todo el personal que trabajará en la instalación.

Más vuelos este verano

La asignatura que el aeropuerto de El Prat tiene pendiente sigue siendo la de contar con más vuelos intercontinentales que potencien Cataluña como centro de negocios y actividad económica.

El pasado viernes, AENA, organismo público del que dependen los aeropuertos y la navegación aérea, dio buenas noticias y anunció que Barcelona estrenará la temporada de verano con 11 nuevas rutas de largo radio, que se suman a las 17 que ya funcionan hasta ahora. A partir del próximo domingo, las 11 nuevas rutas intercontinentales -seis operadas por compañías extranjeras y cinco por aerolíneas españolas- comunicarán Barcelona con Chicago, Toronto, Montreal, Doha, Oran y Luxor, todas ellas de manera directa y sin necesidad de hacer escalas.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Lunes, 29 de marzo de 2010

Más información