Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

El Guadalquivir obliga a desalojos masivos

Las lluvias y los desembalses multiplican el caudal del río y llevan la alarma a tres provincias - La mayoría de las casas afectadas en Córdoba son 'ilegales'

El intenso y prolongado temporal de lluvias ha convertido al Guadalquivir en una amenaza para las miles de personas y las actividades económicas que alberga su ribera. Las intensas precipitaciones de las últimas horas, de hasta 50 litros por metro cuadrado en algunos puntos de Jaén, unido a los desembalses controlados y obligados en 70 de los 84 pantanos andaluces hizo que el caudal del Guadalquivir creciera hasta niveles alarmantes y causara centenares de desalojos, cortes en carreteras comarcales y en los trenes en las provincias de Jaén, Córdoba y Sevilla.

A la altura de la presa de Alcalá del Río (Sevilla), que recoge todas las evacuaciones aguas arriba de la cuenca, se alcanzó un volumen de 2,5 millones de litros por segundo, un millón por encima del nivel de alerta que tiene establecida la Agencia Andaluza del Agua. En la cabecera de la cuenca, en Andújar, el río también duplicó su caudal hasta unos niveles que el alcalde, Jesús Estrella, consideró los más altos desde 1967.

70 de los 84 pantanos de la comunidad desembalsan agua

Jaén, Córdoba y Sevilla concentran las zonas más afectadas

En Jaén, se activó el plan de emergencias, se decretó el desalojo forzoso de los vecinos de la pedanía de San Julián (Marmolejo) y se aconsejó la evacuación en zonas de Andújar -donde se cerró al tráfico el puente romano-, Mengíbar, La Puerta de Segura, Peal de Becerro, Guarromán y en la capital. En ésta, se desalojaron viviendas en la pedanía de Las Infantas y, sobre todo, en las zonas residenciales de Los Puentes, donde un informe de la Confederación Hidrográfica del Guadalquivir cifró en más de un centenar los chalés edificados ilegalmente junto al cauce del río. Renfe puso en marcha a primeras horas de la mañana un plan alternativo de transporte para garantizar el servicio a los viajeros de los trenes con origen y destino Jaén.

En Córdoba, el nivel del Guadalquivir causó daños en las barriadas de Alcolea y en las urbanizaciones cercanas al aeropuerto. Los desalojos comenzaron en la capital a primera hora de la mañana. El número de afectados iba variando a cada minuto y se esperaba que la noche de ayer y esta madrugada podría aumentar la crecida de las aguas. Por eso, ningún responsable público quiso calcular el número total. Antes del mediodía, se estimó que alrededor de 60 personas de la urbanización Guadalvalle, aledaña al aeropuerto, habían tenido que sacar sus enseres ante la crecida del río. El denominador común de casi todos los episodios en los que el agua ha ocupado viviendas es que éstas se encontraban en urbanizaciones ilegales levantadas en terrenos inundables, tal y como reconoció el alcalde de la ciudad, Andrés Ocaña.

Otras 80 familias fueron evacuadas en Encinarejo. La zona de riesgo alcanza todo el trayecto del Guadalquivir por la provincia, desde Villa del Río hasta Palma del Río. En Castro del Río, se evacuó por helicóptero a una pareja de sus casas.En previsión de más desalojos, en la capital cordobesa se habilitaron centros de acogida para los vecinos en un pabellón municipal de deportes y en un centro de mayores. A las 10.45, la Delegación del Gobierno de la Junta activó el Plan de Emergencias en Córdoba.

En la provincia de Sevilla, la crecida de los ríos Genil y Guadalquivir motivó el desalojo de 30 personas en Écija y de otras 50 familias en Lora del Río. Los bomberos rescataron también a un matrimonio atrapado en su vehículo en Osuna y se derrumbó un tramo del puente que enlaza Bormujos y Bollullos de la Mitación, en la comarca del Aljarafe. Mientras que en Tocina, fueron 20 las familias que abandonaron sus casas por precaución.La crecida del río Genil a su paso por Écija motivó también el desalojo de alrededor de 30 personas de la pedanía Isla del Vicario, informa Elsa Cabria.

La Junta de Andalucía activó en la tarde de ayer el Plan de Emergencias en las provincias de Jaén, Córdoba y Sevilla con nivel 2 y levantó puestos de mando avanzados en las localidades de Andújar, Córdoba, Écija y Lora del Río.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Miércoles, 24 de febrero de 2010