Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Propietarios de chalés del solar contaminado de Derio crean una asociación de afectados

Una decena de propietarios de los chalés que se construyen en Derio, en el solar donde se han hallado contaminaciones constituyeron ayer una asociación de afectados, con la que pretenden defenderse de lo que califican de "engaño, porque se ha ocultado que el suelo estaba contaminado".

Desde julio pasado, el Departamento de Medio Ambiente tiene abierto un expediente sancionador por falta muy grave (una calificación apenas adoptada hasta ahora por la Administración en asuntos medioambientales) de la Ley de Prevención de Contaminación contra los promotores de los chalés. Éste ha sido el primer expediente tramitado por infringir esta normativa, en vigor desde 2005.

La resolución concluyó que no delimitó la zona contaminada, de cerca de 25.000 metros cuadrados (sobre un total de 124.000), según los cálculos de Medio Ambiente, ni se presentó un certificado de calidad del suelo, como exige la ley. Además, iniciaron las obras de la promoción urbanística en 2005 sin estos requisitos, lo que ha llevado a que estén concluidos o en obra más de un centenar de los 197 chalés. Por ello, Medio Ambiente ha decretado la paralización de todas las obras en el solar que impliquen movimientos de tierras.

Cinco familias han rescindido la compra y reclaman el dinero adelantado

Cinco familias, que ya tenían disponibles sus chalés unifamiliares para entrar a vivir, han rescindido sus contratos a través de una notaría y reclaman la devolución del dinero aportado, una media de 180.000 euros. A todas ellas, la constructora principal de la urbanización (Arco Atlantico, que ha gestionado 100 de los inmuebles) les demandó en septiembre por no firmar las escrituras.

Los miembros de la asociación aseguran que sólo una persona ha formalizado hasta ahora la compra de un chalé, "porque otros cinco se han vendido a otra constructora" . Censuran la actitud del Ayuntamiento de Derio, que empezó a conceder licencias de obras en 2007, "porque ha habido una clara concomitancia con Arco Atlántico".

El alcalde Lander Aiarza , del PNV, ha afirmado que desconocía que el suelo estaba contaminado, pese a que la alcaldía ordenó en 1994 (año en que también estaba dirigida por ese partido) tapar con tierra parte del solar. La orden se tomó tras un informe del Departamento de Sanidad que descubrió un "vertido líquido".

* Este artículo apareció en la edición impresa del Jueves, 4 de febrero de 2010