Cultura da "más autonomía" a los nuevos gestores del CGAC

Miguel von Hafe priorizará el montaje de exposiciones

El Centro Galego de Arte Contemporánea (CGAC) tiene desde ayer un nuevo director. El portugués Miguel von Hafe, encargado del área de artes plásticas y arquitectura de Oporto (cuando ésta fue capital europea de la cultura en 2001), será el encargado de colocar al CGAC "dentro de la red de museos Oporto-Madrid-Barcelona-Santiago". Así lo explicó ayer el conselleiro de Cultura, Roberto Varela, que anunció el nombramiento de Von Hafe y avanzó que la Xunta dará "más autonomía" al centro. Tras reconocer que no había estudiado a fondo el proyecto, Varela adelantó que el nuevo director dará más peso al espacio museístico que a la producción artística alrededor del mismo.

Una de las mayores novedades derivadas del cambio de gestores es que el museo tendrá personalidad jurídica propia, como el Museo del Prado o el Reina Sofía (que será agencia estatal antes de que acabe el año). Esto permitirá a la dirección poder tomar parte de las decisiones sin pasar por la consellería o el ministerio. De esta manera, el CGAC también podría recibir patrocinios de entidades privadas, como fundaciones pictóricas o artísticas. El conselleiro insistió en que este paso hacia la autonomía no tiene nada que ver con la privatización del centro. "Seguirá siendo de carácter público", aclaró Varela, que no supo dar una fecha concreta para la resolución del trámite jurídico.

El centro tendrá personalidad jurídica propia, como el Museo del Prado

Con este nuevo rumbo, en especial en lo relativo a centrar el atractivo del museo en la parte expositiva, los nuevos gestores rompen con la política que guió al centro durante el Gobierno bipartito. "Habíamos perdido la esencia", añadió, en referencia al anterior director, Manuel Olveira, acusado por el PP de provocar la pérdida de visitantes al museo. El CGAC aspirará a ser una institución "de referencia y dentro de la red de museos gallegos", dijo Varela, quien consideró "fundamental" que el edificio recupere "la categoría" que tuvo en sus primeros años.

Von Hafen, por su parte, afirmó sentirse "muy contento por la oportunidad de dirigir una institución de la relevancia del CGAC". Declinó avanzar, sin embargo, el que será su proyecto para gestionar la entidad, aunque destacó la "calidad indiscutible" del jurado que propició su nombramiento, lo que supone, añadió, "una mayor responsabilidad para afrontar esta tarea".

* Este artículo apareció en la edición impresa del miércoles, 30 de septiembre de 2009.