Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

El temor al desempleo empuja a más jóvenes a apuntarse a la Universidad

Medicina, Magisterio, Psicología y Enfermería, las carreras más solicitadas

La demanda para estudiar en la Universidad se ha disparado en Cataluña para el curso próximo. Según datos facilitados ayer por la Generalitat, 48.493 alumnos se han preinscrito este mes para seguir estudios en las ocho universidades públicas catalanas, el 9,9% más que el curso que acaba de terminar. En un año se ha incrementado en 17.000 el número de jóvenes de entre 16 y 24 años desempleados en esta comunidad, según el Instituto de Estadística de Cataluña.

Un crecimiento así de la demanda no se registraba desde hace ocho años. Apenas creció el 3% en 2008 y el 1% en 2007. Y en 2002 y 2004 optaron a entrar en las universidades públicas catalanas menos alumnos: el 2% y el 5% menos, respectivamente.

El comisionado de Universidades, Joan Majó, afirmó ayer que el aumento de la demanda se debe probablemente a que la crisis económica ha reducido la posibilidad de encontrar trabajo y basó su aseveración en el hecho de que no hay razones demográficas que expliquen el tirón de la demanda de estudios universitarios.

Un dato que abona esta tesis es que los que optan a entrar en la Universidad desde la formación profesional han aumentado el 15,4%, el 50% más que los que llegan de la selectividad.

El crecimiento del número de alumnos provenientes de formación profesional se notó ya el año pasado, con un 10,2%, pero apenas fue del 0,7% en 2007, antes de la crisis, cuando la demanda total aumentó el 1%.

También se incrementa con fuerza la cifra de los preinscritos que ya son titulados: el 13,2%, mientras que cae el 3,8% la de quienes llegan tras superar el examen para mayores de 25 años. Asimismo sube, el 4,61%, la de los que cambian de carrera.

La crisis económica se está cebando en el empleo juvenil. La Encuesta de Población Activa (EPA) muestra hasta marzo de este año (la del segundo trimestre se publica el próximo jueves) que 213.800 jóvenes de entre 16 y 19 años estaban trabajando habiendo terminado o no la Educación Secundaria Obligatoria (ESO) en España, movidos por salarios bajos pero atractivos para ellos durante el boom económico ahora finalizado. Pero lo más llamativo es que un año atrás los jóvenes de esa edad que trabajaban eran nada menos que 347.000, es decir, 133.200 más.

El curso que viene cerca del 80% de las titulaciones estarán adaptadas al plan Bolonia (homologación de estudios universitarios en Europa). Algunas de las carreras más demandadas (véase el gráfico adjunto) son Medicina, Educación Primaria, Psicología, Enfermería y Arquitectura.El 74% de los estudiantes preinscritos en la Universidad quieren cursar una carrera adaptada a los requerimientos del plan Bolonia (homologación de estudios universitarios en Europa). El resto quieren cursar estudios aún no adaptados, básicamente ingenierías y arquitectura. Este año es el penúltimo para adaptarse a Bolonia, ya que todas las titulaciones deberán estar en el sistema de europeo a partir del curso 2010-2011.

El 70,79% de los estudiantes podrán cursar la carrera que han elegido en primera opción. Algunas de las titulaciones más solicitadas son Medicina y Educación Primaria en la Universidad de Barcelona (UB); Medicina y Educación en la Autónoma (UAB); Arquitectura e Ingeniería de la Edificación en la Politécnica de Cataluña (UPC); Derecho y Administración de Empresas en la Pompeu Fabra (UPF); Medicina y Educación Primaria en Lleida, la Rovira i Virgili (URV) y Girona, y Diseño y Ciencias de la Actividad Física y el Deporte en Vic.

1.100 plazas más

Las universidades públicas catalanas aumentarán en 1.127 las plazas disponibles el curso que viene. Esta cantidad queda por debajo de las 4.400 peticiones de ingreso. Aun así, la Generalitat dice que muchos candidatos acaban desistiendo y dejan el puesto a otros, por lo que al final no faltarán tantas plazas.

Conseguir una plaza en la carrera elegida depende de la nota de corte (que sale de la relación entre la oferta de plazas disponible y la demanda de esa titulación). Medicina es, como ha ocurrido otros años, la que requiere más nota en varias universidades y la más pedida en primera instancia. Enfermería es la cuarta más solicitada, con 882 plazas, tras Educacion Primaria y Psicología.

Algunas de las notas de corte más altas son 8,8 para Física/ grado en Matemáticas en la UAB, 8,74 para iniciar Medicina en la UB, 8,67 para Medicina en la UAB/UPF, 8,59 para Ingeniería Aeronáutica en la UPC y 8,44 para Medicina en la UAB.

La demanda para estudiar en la UPF ha aumentado un 19% respecto al curso anterior, explicó ayer esta universidad. Las 2.315 plazas de nuevo acceso de esta universidad han sido solicitadas por 4.156 alumnos, es decir, una ratio de 1,80.

Dentro de las privadas, en la Universidad Ramon Llull se ofrecen 3.225 plazas para 29 titulaciones adaptadas con una demanda de 4.449, es decir, 1,38 solicitudes por plaza.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Martes, 21 de julio de 2009