Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Crespo asegura que una fusión con Bancaja no es "la más necesaria"

El nuevo presidente de la CAM dimite de sus cargos en la patronal y la feria

La posible fusión con Bancaja salió a colación al primer asalto. Minutos después de ser elegido por el consejo de administración como nuevo presidente de Caja Mediterráneo (CAM), Modesto Crespo (Elche, 1943) fue preguntado por si contempla alguna posible fusión con otra caja "de la Comunidad Valenciana". El empresario ilicitano pareció tener la respuesta prevista. Ni sí, ni no, sino todo lo contrario. Y aunque anticipó que ya habrá ocasión "para comentarlo" y que "siempre que se pueda dar será dentro de unos objetivos técnicos que primeramente se tienen que valorar", concluyó dejando claro que "no necesariamente tiene que ser ésa la más importante ni la más necesaria".

La eventual fusión entre las dos grandes cajas valencianas es un tema recurrente pese a que los intentos realizados en el pasado desde la Generalitat fracasaron. La oposición alicantina a la operación fue definitiva. La crisis económica, sin embargo, ha puesto a las cajas de ahorros en el ojo del huracán y pocos dudan ya de que el sector vivirá una reestructuración en el futuro inmediato. En este contexto, la posible fusión de Bancaja y la CAM vuelve a estar de actualidad. Las uniones interregionales, si no cambia la ley, son en la práctica muy difíciles de concretar porque precisan de la autorización de los respectivos gobiernos autonómicos y éstos son reacios a perder poder.

El consejo apoya el nombramiento de Crespo por unanimidad

Sala presidió emocionado su última asamblea y consejo

Crespo, en cualquier caso, no quiso adelantar mucho más. Expresó su apoyo al equipo directivo, su vocación de continuar con la labor de su predecesor, Vicente Sala, -"trabajando de una forma prudente pero innovadora"- y se mostró convencido de que la caja saldrá airosa de estos tiempos difíciles.

La entrada de Crespo se produjo tras la salida de Sala, emocionado después de una despedida acompañada de buenas palabras. Sala, tras 11 años, presidió su última asamblea, más breve de lo habitual. El ex presidente cumple hoy 70 años, el límite que marca la Ley Valenciana de Cajas de Ahorros para presidir una entidad. Y tras la asamblea se celebró el consejo que nombró a Crespo. Fue monotemático. El apoyo del sector campista y el consentimiento de los socialistas (a cambio de conservar su cuota en los órganos de dirección de la entidad) allanó el camino y el consejo nombró por unanimidad a su nuevo presidente. El consejo también nombró a José Forner como secretario y a Ginés Pérez, como vocal.

Crespo coge el timón de una caja en la que entró en el tormentoso proceso de renovación de principios de 2007. Hombre de la confianza del presidente de la Generalitat, Francisco Camps, la intención del Consell de darle entrada despertó más recelos de lo esperado. Camps movilizó a las organizaciones empresariales para defender su apuesta y aunque se barajó la presidencia territorial de Alicante (y por tanto la vicepresidencia tercera que ocupa Armando Sala), entró finalmente en la secretaría del consejo.

Ayer, el Consell se hizo eco rápidamente de los cambios. El Ejecutivo valenciano anunció que acordará, a propuesta del presidente Camps, la concesión a Sala de la Gran Cruz de la orden de Jaume I el Conqueridor "en reconocimiento a su aportación a la economía valenciana". En otra nota, la Generalitat felicitó a Crespo y mostró su satisfacción por la decisión del consejo: "El Consell reconoce la brillante trayectoria de Crespo como presidente de otras instituciones".

El empresario, concesionario de Ford, ha presidido la feria (IFA) desde 2002 y la patronal provincial (Coepa) a partir de 2006. Cargos que tras el consejo anunció que dejaría esa tarde para centrarse en la CAM. La presidencia de Coepa la asume Rafael Martínez Berna, hasta ayer vicepresidente. En IFA la intención es convocar una reunión del patronato en "fechas próximas" para votar el candidato de la Generalitat.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Martes, 9 de junio de 2009