Los progresistas recuerdan a la APM que no hay cargos vitalicios

JpD defiende el relevo al frente del Tribunal Superior

En los procesos de renovación de las presidencias de los altos tribunales, las leyes no escritas, simplemente, no existen. Es lo que le recordó ayer el coordinador en Euskadi de Jueces para la Democracia, Edmundo Achútegui, a la conservadora APM, cuyo portavoz, Antonio García, ha pedido que en el caso de Fernando Ruiz Piñeiro, aspirante a la reelección al frente del alto tribunal vasco, se cumpla la "ley no escrita" de que los magistrados que optan a un segundo mandato repiten en el cargo.

Achútegui recordó ayer los artículos de la Ley Orgánica del Poder Judicial que fijan que los presidentes de los altos tribunales son designados por un mandato de cinco años. "Esta opción legal es deliberada y razonable. Supone la rotación de esos cargos, un estímulo para la dedicación en los mismos y evita la perpetuación vitalicia de quienes tienen la más alta responsabilidad en el correcto funcionamiento de los tribunales de justicia", interpretó.

Las palabras de Achútegui llegan tras enrocarse la APM con su candidato Fernando Ruiz Piñeiro, frente a los otros dos magistrados elegidos por la comisión de Calificación del Consejo, los jueces progresistas Jaime Tapia y María Victoria Cinto. JpD expresó su apoyo como asociación a ambos magistrados sin decantarse por ninguno de ellos.

"No es posible ceder a la costumbre cuando existe norma orgánica, ni apelar a supuestas prácticas de otros Consejos Generales del Poder Judicial que, sin embargo, se rompían cuando el caso concreto interesaba", sostuvo Achútegui frente a la visión ofrecida por la APM. El pleno del Consejo debatirá el próximo jueves sobre la elección del presidente del alto tribunal vasco y de la presidencia de la Audiencia de Vizcaya, para la cual el candidato mejor situado es Ángel Gil, frente a Ana Iracheta (que lleva dos mandatos) y a la ex portavoz de APM Concepción Marco.

Lo que más afecta es lo que sucede más cerca. Para no perderte nada, suscríbete.
Suscríbete

Archivado En

Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS