Un aguirrista de Caja Madrid ofreció un cargo a un vocal del sector rival

Cándido Cerón negó haber enviado el mensaje con la oferta y luego lo reconoció

El representante de la Comunidad de Madrid en la comisión de control de Caja Madrid, Cándido Cerón, envió el pasado miércoles a las 10.49 un mensaje al móvil del vocal de la comisión Javier de Miguel (PP) para ofrecerle un cargo en la Consejería de Economía. "Javier, me gustaría hablar contigo. En todo caso que sepas que Economía quiere ofrecerte un cargo compatible con la caja. Un abrazo. Remitente: Cándido Cerón". Es el texto que se lee en el teléfono personal de De Miguel, según un acta notarial suscrita el 19 de enero de 2009 por el notario Pablo García Toral.

De Miguel recibió el sms dos días antes de la reunión de la comisión de control de Caja Madrid. Tenía que votar sobre qué versión de la Ley de Cajas se aplicaba en el proceso electoral de la entidad: si la aprobada por Aguirre a finales de 2008, que busca destituir al presidente Miguel Blesa; o la de 2003, a la que se aferran los que apoyan al actual presidente.

"No estoy muy seguro de haberlo mandado. No lo recuerdo bien"

Más información

En una primera versión Cerón negó haber enviado el mensaje: "No es verdad. Tendrá que preguntarle a Economía. Yo no le puedo ofrecer nada", explica desde el mismo número de teléfono desde donde se envió el sms. "El teléfono puede estar duplicado", se excusa. Minutos más tarde Cerón contacta con este periódico y reconoce la llamada. "Bueno, creo que sí. No estoy muy seguro de haberlo enviado. No lo recuerdo bien", reconoce. "Hablamos y le dije que en Economía podría haber puestos de su perfil", señala. "Javier es una persona del partido y claro... Pero no tenía ninguna intención de influir", señala Cerón preocupado por la situación. "Nadie de la Comunidad me ha dicho que le ofreciera nada. Javier ha tenido una situación difícil en el partido y hablé con él sobre lo que está pasando", concluye.

De Miguel, ex alcalde de El Escorial, se había posicionado en el bando de Alberto Ruiz-Gallardón, que defiende la continuidad de Blesa. Por eso, se esperaba que en la reunión del viernes votara en contra de la continuidad del secretario del consejo, Pablo Abejas, hombre próximo a Aguirre que estaba frenando el proceso electoral para sustituir a Blesa y reforzar el control de Aguirre.

"A partir de ese mensaje ya no vuelvo a coger el móvil", asegura De Miguel, que no modificó su voto para apear a Abejas de la secretaría del consejo y dar vía libre al proceso electoral que permitirá a Blesa mantener la presidencia. Cuando De Miguel recibió el sms, los aguirristas aún no tenían asegurada la mayoría, ya que los socialistas no habían tomado postura. Un día más tarde, Tomás Gómez (PSM) explicaba que defendería la postura de Aguirre "por la estabilidad de la entidad".

Por eso, minutos antes de celebrarse la reunión en Caja Madrid, Cerón y Abejas daban por segura la mayoría. Pero la votación se torció. Un vocal socialista, Francisco Pérez, no siguió la disciplina de su partido y votó en contra de Abejas. Todo lo planeado por los aguirristas se había invertido. La reunión se convirtió en un cruce de amenazas.

Tras la primera votación y a la espera de celebrar una segunda sobre la continuidad de Abejas, éste mostró un papel en el que se señalaba que Fernando Serrano, consejero afín a Gallardón, no podía ser vocal de la comisión por ocupar un cargo en el Ayuntamiento. El consejo de administración de Caja Madrid aportó ayer un acta de una comisión de control de 2007, firmada por Abejas, entonces presidente, en la que se aprobaba la compatibilidad de Serrano. Ayer se supo que el propio Abejas trabaja en una filial del Canal de Isabel II. Y además, el consejo trató ayer la carta en la que Antonio Beteta, consejero de Economía, amenaza a sus miembros con tomar medidas disciplinarias. Blesa esgrimió informes en los que se manifiesta que la Comunidad no tiene competencias para sancionar por lo ocurrido. La Ley de Cajas establece que el Gobierno regional tiene sólo funciones de tutela, supervisión e inspección de actividades económico-financieras y benéfico-sociales.

* Este artículo apareció en la edición impresa del lunes, 19 de enero de 2009.

Lo más visto en...

Top 50