Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Onaindi presenta a Unai Sordo como su sucesor de consenso

CC OO de Euskadi aborda la próxima semana su relevo generacional

CC OO de Eukadi quiere, por vez primera en su historia, presentar una sucesión ordenada de su secretario general. Josu Onaindi cederá la silla, si el congreso del 8 y 9 de enero así lo decide, al actual responsable de Vizcaya, Unai Sordo. Hace dos congresos -ocho años-, Onaidi disputó el cargo al entonces secretario general, Santiago Bengoa, quien, a su vez, se lo había disputado al histórico dirigente del PCE Tomás Tueros en 1987. Onaidi, de 56 años, quiere llevar adelante un relevo generacional y un cambio de ciclo. Sordo, de 35 años, es un candidato de consenso de todas las corrientes internas. La central no espera sorpresas de última hora.

El noveno Congreso de CCOO Euskadi se celebrará los próximos días 8 y 9 de enero en el Palacio Euskalduna de Bilbao, con una previsión de asistencia de 748 delegados. Junto a representantes sindicales del resto de España e internacionales, ha confirmado su presencia el recién elegido secretario general de CCOO, Ignacio Fernández Toxo.

La afiliación ha crecido un 10% desde el congreso de hace cuatro años

La apuesta del Congreso pasa por aumentar su representatividad. CC OO quiere que las mujeres, los jóvenes y los inmigrantes aumenten su presencia en la central de la misma forma que lo han hecho en la sociedad.

El balance de la gestión de Onaindi en los últimos cuatro años pasa por haber recortado a ELA, primera fuerza sindical vasca con más del 40% de la representación, su diferencial en un 1,7%.

Desde el anterior congreso la central ha subido en número de delegados por encima de los 4.000, lo que significa que, a datos de diciembre (tras las elecciones de la Universidad de Deusto), la representatividad alcanzada es del 20,13% del total de delegados de Euskadi. Por territorios, CC OO crece en Vizcaya (384 delegados más) y en Álava (159 más), pero baja ligeramente en Guipúzcoa, el territorio más duro para las formaciones no nacionalistas, donde ha perdido 13 delegados en estos cuatro años.

El porcentaje de mujeres delegadas ha incrementado en un 4% (hasta el 26%), mientras que el de jóvenes lo ha hecho en un 4,5%, llegando al 29%. Los datos de afiliación de estos cuatro años también han sido positivos para el sindicato, 55.322 inscritos el mes pasado, lo que supone una subida del 10% desde el anterior Congreso. La afiliación de mujeres ha crecido en un 13,1% (hasta el 33,6% del total), mientras que la de los menores de 40 años lo ha hecho en un 6,4% (hasta suponer un 46% del total).

Sordo, destacó ayer en la presentación del congreso que CCOO va a dar una nítida señal de "unidad y cohesión interna", reflejo del trabajo de los últimos años. Para Sordo, la negociación colectiva y el diálogo social son "herramientas de contrapoder" para los trabajadores "frente a la unilateralidad de las administraciones públicas y los lobbies de presión que ejercen las organizaciones patronales". También destacó la defensa de "la pluralidad y la diversidad de la sociedad vasca". Así reclamó la política de pacto para mejorar el autogobierno vasco. Entre los objetivos de su mandato destacó su voluntad de estar al lado de los que están más afetcados por la virulencia de la crisis económica.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Martes, 30 de diciembre de 2008