Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Un manifiesto por la lengua y contra cualquier imposición

"Rechacemos la imposición, en materia de política lingüística, sea cual sea, euskera o castellano, la lengua que pretendiera imponerse", se afirma desde un primer momento en la larga y sustanciosa declaración institucional que ayer se presentó con motivo del Día del euskera que se celebra mañana. El texto está refrendado por representantes de las tres diputaciones vascas y de la Asociación de Municipios vascos, Eudel.

Leída por el viceconsejero de Política Lingüística del Gobierno vasco, Patxi Baztarrika, el texto insiste en que la actual normativa legal sobre el euskera no tiene nada de imposición, "porque reivindicar la desrregulación en materia de política lingüística es también falaz (...) y pasa de falaz a perverso el propósito de identificar regulación e imposición", señaló Patxi Baztarrika en el único fragmento de la declaración leído exclusivamente en castellano.

La declaración institucional insta a los monolingües a aprender euskera

El viceconsejero se refirió en todo momento a la defensa del multilingüismo como telón de fondo de un discurso que pedía para el euskera "una adscripción que respire naturalidad", pero no desde la garantía de cierta pervivencia, sino de situar la lengua vasca en "la fructífera senda del crecimiento sostenido", afirmó.

De ahí, que la tarea futura vaya hacia la normalización lingüística por parte de las personas monolingües, que "deben dar pasos hacia el euskera". "Somos todos, sin excepción quienes perdemos viviendo de espalda al euskera", añadió.

En definitiva, la declaración leída por Patxi Baztarrika hace suya la máxima del lingüista Koldo Mitxelena para la pervivencia de la lengua vasca: "Acuerdo, adhesión, uso". Mitxelena no fue el único nombre propio que apareció en el acto institucional, ya que los presentes se refirieron al fallecimiento del músico Mikel Laboa, que se conoció horas antes.

La celebración del Día del Euskera se vivirá en todo Euskadi con conciertos y otras actividades. Pero el acto central tendrá lugar en la Lehendakaritza, mañana por la tarde-noche, con la entrega de los premios Ukan, que reconocen a las personas u organizaciones que han destacado por impulsar la lengua vasca en la sociedad. El acto concluirá con la actuación del grupo argentino Maral, que canta en euskera.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Martes, 2 de diciembre de 2008