Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra
Entrevista:VICENTE IRISARRI | Alcalde socialista de Ferrol

"Necesitamos el apoyo de IU"

Expulsó a sus cuatros socios de Izquierda Unida del gobierno local, tras 16 meses coaligados, aduciendo "diferencias insalvables". Vicente Irisarri (Vigo, 1950) encara en solitario los dos años y medio que restan hasta el final del mandato al frente de una ciudad acostumbrada al fracaso de alcaldes y coaliciones de distinto signo. Gobernará en minoría con los nueve ediles del PSOE en una corporación de 25 fragmentada en cinco fuerzas antagónicas: PSdeG, PP (siete), IU (cuatro), Independientes por Ferrol (tres) y BNG (dos). Apela al diálogo incesante con la oposición y reconoce que tendrá que sacar la calculadora en cada pleno hasta sumar una mayoría de 13. "Esperamos y necesitamos el apoyo de Izquierda Unida", admite.

"Confío en que el resto de las fuerzas anteponga el interés de la ciudad"

Pregunta. Roto el bipartito, ¿cómo encara esta etapa?

Respuesta. Mi propósito fue formar una gran alianza con los ferrolanos. Ése sigue siendo el objetivo. El pacto con IU fue una herramienta que nos parecía útil para garantizar la mayoría.

P. ¿No fue así?

R. No, no fue así.

P. Tras la ruptura, habló de "borrón y cuenta nueva".

R. Ni una mirada atrás. Creo que la ciudadanía ha entendido como positiva esta medida porque nos permitirá desarrollar proyectos paralizados como el parque empresarial de Leixa.

P. ¿Cómo encajó las críticas de Yolanda Díaz, su socia de IU?

R. El linchamiento moral no es agradable. Todo se supera, sacando fuerzas de flaqueza para continuar el trabajo.

P. En junio del 2007, PSOE e IU prometieron un gobierno sin deslealtades.

R. Las dos fuerzas intentamos que la coalición funcionase. No tiene sentido echarle nada en cara a la otra parte.

P. ¿Era irrecuperable la coalición?

R. La abstención de IU en dos temas importantes para nosotros, como son la reforma de Armas y el reglamento de grandes ciudades, lo indica todo. El PSOE necesitaba su apoyo. En julio, IU votó a favor del reglamento. Se peca por acción y por omisión.

P. ¿Cuál fue el punto de no retorno?

R. No tiene sentido repasar el pasado, prefiero hablar de futuro.

P. ¿Decepcionado?

R. Comparto ese sentimiento de decepción por no llegar al final del mandato. Aunque está absolutamente superada por la ilusión de llevar a cabo nuestro programa.

P. Los comicios serán en 2011. ¿Demasiado tiempo para un gobierno en minoría?

R. No me asusta. Confío en que el resto de fuerzas antepongan los intereses de Ferrol a los partidistas. En esta etapa, tenemos que hablarlo todo con la oposición.

P. Se aproximan las autonómicas. ¿Teme estrategias partidistas?

R. Sería lamentable.

P. IU le responsabiliza de abrir las puertas de Ferrol al PP.

R. El PSOE fue el partido más votado. No le vamos a abrir para nada las puertas a la derecha.

P. ¿Teme que la oposición rentabilice la ruptura?

R. En los últimos meses, aprobamos proyectos con apoyos varios. Hemos ganado y perdido batallas con IU y con otras fuerzas. Así seguirá siendo. Esperamos y necesitamos el apoyo de IU, aunque ya no estén en el gobierno. Espero que su política no sea absolutamente a la contra del PSOE y apoyen los proyectos de ciudad.

P. Orozco, otro alcalde en minoría, planteó una moción de confianza para aprobar los presupuestos. ¿Se ve en la misma tesitura?

R. Actuaremos en función de las circunstancias. No estamos jugando a la política. He venido aquí a desarrollar Ferrol.

P. Anticipe los presupuestos de 2009.

R. Sumando las aportaciones de otras administraciones, subimos de 45 a 60 millones. Una cifra récord para el ayuntamiento.

P. Su sueldo avivó la polémica con IU.

R. Me molesta todo lo que es demagogia y política basura. (Percibe 73.000 como regidor y anunció una rebaja del 10% tras la ruptura)

P. ¿Sus objetivos para esta nueva etapa?

R. Desarrollar Ferrol y homologarlo al resto de ciudades de Galicia con una política progresista y cercana al ciudadano.

P. ¿Cómo cree que se percibió en la calle la ruptura?

R. Positivamente. Han valorado una acción rápida cuando el proyecto común no era posible. Evaluarán al PSOE en esta segunda etapa. El apoyo cerrado de la dirección PSdeG fue incalculable.

P. ¿Volverá a llevar a pleno el reglamento de grandes ciudades?

R. Naturalmente. Es una ley que se aplica en toda España. IU la exige en Torrevieja y el PP la promovió en la anterior legislatura. Consideraciones estrictamente políticas en un momento concreto de la legislatura impidieron que se aprobase.

P. Vivenda rectificó al ayuntamiento en la reforma de Recimil.

R. Fue un malentendido. La Xunta nos brindó un pacto en mayo y les dimos con la puerta en la narices [culpa a IU]. Tratamos de retomarlo. Ése y todos los convenios que nos permitan invertir el dinero previsto para Ferrol.

P. ¿Cuáles son sus proyectos inmediatos?

R. Finalizar la plaza de España, remodelar la de Armas, crear suelo industrial en Leixa, mejorar el aspecto de la ciudad y abrirla al mar. También vamos a optar por una candidatura multinacional con Francia e Inglaterra para optar al Patrimonio de la Humanidad.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Lunes, 10 de noviembre de 2008